La red concertada negocia con cada sindicato en busca de pactos en minoría

Familias de los colegios afectados por el conflicto laboral durante un acto de protesta./EL CORREO
Familias de los colegios afectados por el conflicto laboral durante un acto de protesta. / EL CORREO

El mayoritario, ELA, ya ha rechazado la última propuesta de la patronal Kristau Eskola, que todavía deben valorar el resto de las centrales

Marta Fdez. Vallejo
MARTA FDEZ. VALLEJO

La negociación entre sindicatos y patronales de la enseñanza concertada atraviesa un momento crucial. La mayoritaria Kristau Eskola ha mantenido a principios de semana encuentros bilaterales con las cinco centrales en lucha. ELA, que tiene más del 60% de la representación en el sector, fue la primera, y ya valoró el pasado lunes que «no hay avances» en la última propuesta de la patronal. Sus portavoces aseguraron que Kristau les ha reiterado que «no pueden asumir» las reivindicaciones de las plantillas de los centros de iniciativa social.

Los responsables de los colegios religiosos - más de 130 de los 215 en conflicto- se reunieron ayer con el resto, LAB, Steilas, CC OO y UGT, para transmitirles esta última plataforma de condiciones laborales y en busca de al menos pactos en minoría para frenar el conflicto. Los portavoces de las centrales coincidieron en que harán valoraciones individuales tras estudiar los contenidos de las conversaciones con la patronal, a pesar de que el día anterior ELA hizo pública ya su posición contraria a aceptar la oferta.

Fuentes próximas a la negociación apuntaban ayer que hay sindicatos que no ven con buenos ojos la estrategia dura de ELA y su planteamiento de intensificar las movilizaciones -hasta llegar incluso a la huelga indefinida este curso-, después de 14 jornadas de pérdidas de clases en los colegios. Recuerdan que ELA no ha firmado ni el convenio en ikastolas ni en la escuela pública.

La clave

215
colegios concertados, en los que estudian más de 100.000 alumnos, están afectados por el conflicto laboral.

Medidas de recuperación

El Gobierno vasco, por su parte, asegura que continúa con sus contactos «discretos» con todos los implicados en el enfrentamiento laboral. Su anuncio de subida de sueldos para los docentes de la red concertada, refuerzo en las aulas de la educación especial y el plan de recolocación de los profesores que se queden sin trabajo en los colegios de iniciativa social puede influir también en la decisión de algunas centrales.

La federaciones de familias de Kristau Eskola, colegios Diocesanos y AICE -asociación independiente de centros de enseñanza- también mantienen contactos a contrarreloj. Ayer cerraron con EH Bildu y PSE la ronda de reuniones con partidos políticos. Les han expuesto la «difícil situación» que atraviesan los centros de su grupo y que esperan de ellos algún tipo de «apoyo». Las asociaciones de padres de alumnos (Ampas), que han convocado protestas y manifestaciones en la calle -pertenecen a la federación de familias, pero llevan una línea más activa- anuncian también nuevas acciones de protesta si patronal y sindicatos no avanzan en la negociación esta semana.

Los colegios comienzan a devolver entre 20 y 80 euros por los días perdidos de clase este curso

Mientras tanto, las direcciones de los colegios han comenzado a aplicar medidas para paliar los efectos de las 14 huelgas registradas este curso, ocho de ellas consecutivas. Algunos centros han suprimido las actividades complementarias -salidas culturales, excursiones, fiestas...- para dedicar todo el tiempo disponible a recuperar las clases, principalmente en el segundo curso de Bachillerato, con el fin de que los estudiantes puedan reforzar la preparación de la Selectividad. También está previsto que en muchos centros de la red concertada se retrasen las evaluaciones para poder completar los temarios antes de los exámenes. Sin embargo, todo este programa de recuperación del tiempo perdido está condicionado por la amenaza de la convocatoria de nuevos paros.

Hay, además, centros que ya han puesto cifras a la devolución de una parte de la cuota mensual por las jornadas lectivas perdidas. El colegio Jesús y María de Bilbao pagará a las familias entre 65 y 80 euros según la etapa, y otros de Kristau Eskola reintegrarán 4 euros por día perdido. En la red de escuelas Diocesanas también se devolverá en el recibo de febrero la parte correspondiente a los ocho jornadas de paros de este mes según las cuotas mensuales. Entre 30 y 70 euros.

 

Fotos

Vídeos