Con faltas de ortografía, ni 'hamor' ni relación 'sesual'

Mensajes llenos de faltas de ortografía pueden inhibir el interés de quienes buscan pareja.EC/
Mensajes llenos de faltas de ortografía pueden inhibir el interés de quienes buscan pareja.EC

Las mujeres son más intransigentes con estos errores cuando buscan pareja en webs de citas o redes sociales, donde no escribir bien resta posibilidades de éxito, según varios estudios

Solange Vázquez
SOLANGE VÁZQUEZ

Llevas tiempo intentando buscar pareja en aplicaciones especializadas, portales de internet o redes sociales y no hay manera de que nadie se interese por ti. Y eso que has puesto tus mejores fotos, 'tuneadas' casi hasta la ciencia ficción, hechas desde ángulos imposibles para destacar lo mejor de tu cuerpo y con bien de filtros. No eres ningún callo (o eso te crees) y sin embargo... basta que cruces unas pocas frases con algún posible ligue en un chat para que todo se vaya al traste sin que entiendas por qué. ¿Dónde está el misterio? Según los expertos, el 'problema' puede ser la ortografía. Aunque tengas una gran presencia, si tus patadas al diccionario son clamorosas, estás espantando a buena parte de tus posibles parejas. Y no es un bulo creado por la RAE ni por Arturo Pérez Reverte para que el castellano deje de vejarse en whatsapps y demás foros. Hay varios estudios que constatan que falta de ortografía es igual a bajón amoroso o sexual. Y cada vez es más habitual que cuando le preguntas a alguien por un ligue de internet, te suelte eso de «a ver, no es nada del otro mundo, pero por lo menos pone tildes».

El portal AdoptaUnTio.es analizó cien perfiles con errores ortográficos y otros cien correctamente escritos y concluyó que el 59% de los usuarios sin faltas tenían más posibilidades de intimar frente al 31% que maltrataban el lenguaje. Más concluyentes eran los resultados del portal Zoosk, que revelaba que el 65% de las mujeres no tendría relaciones con una persona ortográficamente inepta... y el 60% de los hombres, algo menos exigentes, tampoco. 'Investigaciones' de este tipo han proliferado en los últimos tiempos: en EE UU, el portal Match.com constató -realizando entrevistas a 5.500 usuarios- que el buen uso de la gramática era una de las cualidades más importantes a la hora de elegir con quién se tiene una cita. Y no hace falta irse a informes. Basta con improvisar una encuesta en tu entorno: ¿quedarías con alguien que escribiese 'haver sinos bemos en persona' o 'me enkantan tus hojos'? El debate está servido.

«El peso del patriarcado»

«Es importante la correcta ortografía para ligar en la medida en que nuestros prejuicios, el juzgar sin conocer, hacen percibir que las faltas de una persona le restan interés, la hacen menos atractiva», explica Mireia Cabero, profesora colaboradora de los estudios de Psicología y Ciencias de la Educación de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC). Según indica, el atractivo intelectual se resiente: «Debemos tener alguna creencia de aquellas que asocia las faltas de ortografía con menor nivel cultural o algo parecido». Pues claro. ¿No es así? «Tengo un par de amigas que escriben rematadamente mal y una es muy creativa y la otra, gestora de negocio con una empresa al alza». Cabero destaca que quizá alguien no disponga de una gran inteligencia lingüística, pero según la teoría de las inteligencias múltiples, que recoge ocho más, puede ser un hacha en otros aspectos... Así que ahí la experta echa un capote a quienes no escriben con corrección. Pero, sinceramente, si ella buscase pareja en las redes sociales o portales de citas, ¿no le echaría para atrás alguien que escribiese muy mal? «Depende de mi intencionalidad a la hora de conocer a la otra persona», afirma entre risas. Y esta debe ser la clave. Para algo esporádico de aquí te pillo, aquí te mato... quizá seamos todos más permisivos. Pero si buscas pareja más estable, la cosa parece que cambia.

Sobre todo, en el caso de las mujeres, mucho más exigentes a la hora de valorar a una posible pareja por su ortografía. «Yo lo atribuyo al histórico cultural y al peso del patriarcado que arrastramos en nuestro país. Cedíamos al hombre el rol de ser quien traía el dinero en casa. Hay una creencia en que a mayor nivel cultural más posibilidades de éxito económico y social», argumenta. Por ello, debido a este vestigio cultural -e incluso biológico, porque se dice que toda hembra busca los mejores genes para sus descendientes- las mujeres han tendido «a buscar hombres capaces intelectual y culturalmente». «Pero ahora esta creencia ya la podemos dejar en desuso, hombres y mujeres somos corresponsables en nuestros hogares», indica Mireia Cabero.

«La escritura no miente»

Cuando se entabla una relación en las redes sociales -nos referimos a la primera toma de contacto- vamos obteniendo algunas pistas de nuestro interlocutor antes de dar el paso de quedar en persona. Se aportan fotos e información sobre sus gustos, por ejemplo. Pero ¡ojo! Como decía el televisivo doctor 'House', «todo el mundo miente» y ahora sacarse fotos en las que no pareces tú es tan fácil... «Mientras que en lo que se cuenta suele haber una intencionalidad y puede engañarse al interlocutor, la escritura no miente», avanza Cabrero.