El vecino de Amorebieta acusado del crimen de Ardines se queda sin abogados defensores por segunda vez

Pedro Luis Nieva, tras ser arrestado en su vivienda de Amorebieta./Ignacio Pérez
Pedro Luis Nieva, tras ser arrestado en su vivienda de Amorebieta. / Ignacio Pérez

Primero fue el penalista Javier Beramendi el que rechazó llevar el caso de Nieva, acusado de inducir al asesinato del concejal de Llanes

MARLA NIETOOviedo

Los letrados Jesús Urraza, Estefanía Rojo y Bárbara Royo, del despacho jurídico Urraza & Mendieta Asociados, con sede en Bilbao y en Madrid, han renunciado a la defensa del vecino de Amorebieta Pedro Luis Nieva, presunto inductor del crimen del concejal de Llanes Javier Ardines, ocurrido en agosto de 2018 en Belmonte de Pría.

Se trata de la segunda ocasión en la que Nieva se queda sin defensa, tras la renuncia previa del penalista Javier Beramendi. Según fuentes a las que ha tenido acceso este periódico, ahora esta se ha producido «por discrepancias jurídicas irreconciliables con el cliente».

Pedro Luis Nieva y los otros dos detenidos en Bizkaia por el crimen permanecen en prisión provisional sin fianza. Por su parte, un argelino que se encuentra en Suiza sigue en prisión provisional por un robo con fuerza permanece a la espera de que se produzca su extradición a España para ser procesado por este caso.

De los tres detenidos en España en relación al asesinato de Ardines, que mantenía una relación sentimental desde hace más de 30 años con la mujer del acusado de Amorebieta, solo quiso declarar de forma amplia el otro ciudadano argelino arrestado, que reconoció su participación en los hechos.