Dos víctimas declararán mañana por primera vez ante el juez por un 'ongi etorri' a un etarra

Pintadas a favor de ETA./JESÚS ANDRADE
Pintadas a favor de ETA. / JESÚS ANDRADE

Los hijos de Jesús Velasco Zuazola y Eugenio Lázaro acudirán mañana a la Audiencia Nacional como «damnificados» por el «homenaje» al ex preso Ramón López de Abetxuko, que se celebró en Vitoria el 5 de julio del 2018

Lorena Gil
LORENA GIL

Dos víctimas de ETA declararán por primera vez ante la Audiencia Nacional por un 'ongi etorri'. Se trata de los hijos de Jesús Velasco Zuazola y Eugenio Lázaro. Acudirán mañana al alto tribunal como «damnificados» en el juicio que investiga si hubo humillación a las víctimas y enaltecimiento del terrorismo en el «homenaje» al ex preso Ramón López de Abetxuko, que se celebró en Vitoria el 5 de julio del 2018.

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo, Covite, interpuso una denuncia el pasado 31 de julio para que se investigara el acto. Afirmaron que Ana Velasco Vidal-Abarca, hija de Jesús Velasco Zuazola, jefe del Cuerpo de Miñones de Álava, y Eduardo Lázaro Ezquerra, hijo de Eugenio Lázaro Valle, comandante del Ejército y jefe de la Policía Municipal de Vitoria, se sintieron «profundamente humillados» por este recibimiento.

Decenas de personas recibieron a López de Abetxuko con vítores y un aurresku de honor. En su escrito, el colectivo de víctimas denuncia el «menosprecio y humillación de las víctimas del terrorismo cuyo sentimiento de dolor y vejación ante el recibimiento público otorgado al asesino de sus padres se puede suponer». Por ello, solicitaron que ambos declarasen ante el juez.

El juzgado admitió la denuncia de Covite y determinó que las autoridades competentes aporten toda la documentación que posean sobre la comunicación recibida de la asociación organizadora del homenaje.