La Junta Electoral prohíbe a TV3 y Catalunya Ràdio decir 'presos políticos' y 'exilio'

Imagen de la sesión del juicio del 'procés' de este jueves./
Imagen de la sesión del juicio del 'procés' de este jueves.

También pide incoar expediente a la televisión pública por vulnerar la neutralidad informativa en la marcha por el 'procés' en Madrid

EL CORREO

La Junta Electoral Provincial de Barcelona ha prohibido a los informativos de TV3 y Catalunya Ràdio utilizar las expresiones 'presos políticos', 'exilio' y 'juicio a la represión' por considerar que forman parte del lenguaje electoral de algunos partidos que concurren a las elecciones. Según la resolución del organismo arbitral, la utilización de estas expresiones es contraria «al principio de pluralismo político y social, así como a la igualdad, proporcionalidad y la neutralidad informativa» que deben regir la actuación de los medios públicos de comunicación en periodos electorales.

La Junta argumenta que los medios de titularidad pública gestionados por la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA) deben de abstenerse de llevar a cabo «prácticas informativas que se aparten injustificadamente de la vigente legalidad, en perjuicio de la neutralidad informativa que caracteriza especialmente a dicho periodo». Y advierte de que no se puede usar el enunciado 'juicio a la represión' para referirse al que se celebra en el Tribunal Supremo a los líderes independentistas por el 1-O porque se trata de un proceso realizado «dentro de las normas del Estado de Derecho».

Fue Ciudadanos el partido que llevó este tema a la Junta Electoral, así como la retransmisión de la manifestación en favor de los presos que reunió a miles de personas el pasado 16 de febrero en Madrid. En este sentido, el órgano arbitral también ha reclamado la incoación de un expediente sancionador contra Mitjans Audiovisuals por presuntamente vulnerar los principios de pluralismo político y neutralidad informativa en la cobertura de dicha manifestación. La Junta Central revoca una decisión previa de la de Barcelona y le ordena que tome cartas en el asunto. E insta a los medios públicos catalanes a adoptar «medidas compensatorias» para las formaciones que no apoyaron la movilización en la capital con «un tiempo de cobertura de un total de dos horas de duración para todas ellas, en igual franja horaria de la retransmisión denunciada, que se distribuirán en proporción a la representación parlamentaria obtenida».

En sus razonamientos, la Junta Central subraya que la manifestación de Madrid se celebró en «periodo electoral» y tenía un carácter «inequívocamente partidista» al haber sido convocada por entidades como la Asamblea Nacional Catalana y Òmnium Cultural, «que notoriamente se identifican con alguna de las formaciones concurrentes a las elecciones». Asimismo, censura no solo la cobertura de la marcha en directo por parte de los medios catalanes durante más de dos horas, sino también el despliegue -múltiples entrevistas que incluyeron a líderes de partidos independentistas- y el formato televisivo utilizado, «que concentró en este acto la mayor parte de la información proporcionada por dichos medios, de manera continua y casi exclusiva», tanto en su canal general como en el canal específico de noticias 3/24 durante el día.

«Ni un euro más»

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ensalzó anoche la decisión de la Junta contra la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales y abogó por que el ente «no reciba ni un euro» si no cumple la Constitución. En su cuenta de Twitter, escribió que el organismo arbitral da la razón al recurso interpuesto por el partido naranja y «prohíbe a TV3 hablar de España como si fuera una dictadura». «Basta de usar recursos del Estado para ir contra el Estado».

Temas

Tv3