Covite pide a los partidos que no hablen en campaña en nombre de todas las víctimas

La presidenta de Covite, Consuelo Ordóñez./
La presidenta de Covite, Consuelo Ordóñez.

El colectivo insta por carta a los grupos a poner soluciones a varias reivindicaciones de los afectados por el terrorismo

Lorena Gil
LORENA GILBilbao

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo, Covite, ha pedido a los partidos que no hablen durante la campaña electoral «en nombre» de todos los damnificados. «Nos hace mucho daño», ha expresado hoy su presidenta, Consuelo Ordóñez. En una carrera electoral en la que las víctimas han cobrado especial protagonismo, no solo por engrosar las listas de algunos partidos, sino también por los discursos de algunos de los candidatos, desde la asociación ha querido recordar que los afectados por el terrorismo «componen un colectivo plural y diverso, en el que «la ideología no debe primar sobre los intereses de las víctimas». «Les rogamos encarecidamente a todos los grupos, sea cual sea, que no se arroguen ningún tipo de representación», ha solicitado Ordóñez.

Esta es una de las peticiones que se recogen en la carta que Covite ha hecho llegar a PNV, PSOE, PP, Unidas Podemos, Ciudadanos y Vox, en la que les solicita conocer cuál va a ser su actuación respecto a varios asuntos que afectan de forma directa a los damnificados. Seis son los apartados que se recogen en la misiva. Así, junto a su apuesta por sacar a las víctimas de la contienda política, la asociación se refieren a cuestiones como la necesidad de «detener a los huidos de ETA» y de «poner todos los medios posibles» para poder resolver los crímenes aún pendientes. «La desactivación de las siglas no implica que sus responsabilidades se diluyan. Esas responsabilidades tienen nombres y apellidos», subrayan. En este sentido, desde Covite instan también a los partidos a corregir la «desigualdad indemnizatoria» derivada de la ley de Víctimas, por la que aquellas personas cuyos atentados están sin resolver no reciben las mismas cuantías económicas que quienes sí tienen una sentencia condenatoria.

El colectivo que preside Consuelo Ordóñez pide a los políticos que eviten el «blanqueamiento de ETA», en alusión a los actos de homenaje y 'ongi etorris' que proliferan en Euskadi cuando presos de la banda salen de la cárcel, y manifiestan su «oposición» a la transferencia al País Vasco de la gestión de la competencia de Prisiones.