El Crucero recupera una zona vegetal para crear un parque periurbano

Zona verde junto a la calle Rigoberta Menchú, anexa a tierras de cultivo. /A. G.
Zona verde junto a la calle Rigoberta Menchú, anexa a tierras de cultivo. / A. G.

Los trabajos, que incluirán la instalaciónde un sistema de riego automático, se ejecutarán en unos 47.000 metros

CRISTINA ORTIZ

Miranda ha decidido apostar por mejorar un espacio natural y adecuarlo como zona ajardinada del barrio El Crucero. Se trata de una parcela de 47.079 metros cuadrados que se extiende entre las vías del ferrocarril y la calzada que circunvala la zona de urbanizaciones y da acceso a ese entorno de viviendas. Un área abierta que se quiere mejorar destinando a ella un presupuesto que puede alcanzar cerca de 150.000 euros.

Esa es el importe máximo de licitación fijado por el Ayuntamiento para un contrato al que podrán concurrir todas las empresas interesadas en acometer unos trabajos que, una vez que la propuesta se publique en la Plataforma de Contratación del Sector Público, dispondrán de un plazo de 20 días naturales para presentar sus ofertas.

El adjudicatario contará después de dos meses para llevar a cabo unas tareas que, tal y como detalló la alcaldesa, Aitana Hernando, buscan «recuperar espacio libre existente y transformarla en una zona ajardinada de la que puedan disfrutar los vecinos». Ese espacio se encuentra ubicado entre la zona residencial y el vial del tren. Se trata de «un solar de forma semiesférica, de acuerdo a la curva del ferrocarril, que en la zona norte limita con las vías mediante vallado periférico y en el sur, con la calzada que circunvala y da acceso a las urbanizaciones».

Ese espacio tiene una superficie que alcanza los 47.079 metros cuadrados y en los que la tarea principal a ejecutar pasa por la introducción de riego automático. Pero también se aprovechará para hacer un camino intermedio, compactado a base de zahorra. La obra requerirá la nivelación del terreno, la instalación del riego y la resiembra del césped.

Los trabajos se completarán con la siembra del césped y el arreglo del vallado rústico, que delimita la zona que se quiere destinar a jardín de la que está dedicada a cultivos de cereal y se van a financiar con cargo a una partida que se decidió habilitar para parques y jardines con cargo al superávit del presupuesto municipal de 2017. Concretamente a ese capítulo fueron 219.000 euros y más de la mitad se van a gastar en El Crucero.

Por otro lado, la Junta de Gobierno también ha dado el visto bueno a los pliegos de cláusulas administrativas y prescripciones técnicas para adquirir nuevos ordenadores y otros equipos con los que renovar el parque informático del Ayuntamiento. Para ello se ha habilitado un presupuesto de 82.000 euros. Ese es el importe máximo de licitación.

«Es necesario comprar varios ordenadores para los servicios municipales y en lugar de que los adquiera cada departamento lo hacemos de manera conjunta para unificar criterios y optimizar recursos y, con la misma calidad poder tener un ahorro», explicó Hernando.

El contrato, que se puede dividir en seis lotes, incluye ordenadores personales, impresoras láser multifunción, seis PDApara lectura de contadores de agua, tres ordenadores portátiles, dos servidores de ficheros y dos para virtualización.

 

Fotos

Vídeos