La compra de Alestis por parte de Aciturri se encuentra «en la recta final»

Una de las instalaciones de la firma aeronáutica en la provincia de Cádiz. /A. V.
Una de las instalaciones de la firma aeronáutica en la provincia de Cádiz. / A. V.

El presidente de Airbus España y Alestis Aerospace, Manuel Huertas, visualiza «un futuro exitoso» de la entidad

TONI CABALLERO

Todo hace indicar que en las próximas semanas se pondrá fin a la colección de rumores que acompañan a la negociación que Aciturri mantiene con Airbus para dar paso a la oficialidad del acuerdo. Este desembocará, aparentemente, en la venta de la parte mayoritaria de Alestis Aerospace (un 62% del capital pertenece a Airbus) a la empresa mirandesa.

«Confirmo que a día de hoy, el proceso sigue abierto y, si bien está muy avanzado, no se ha cerrado ningún acuerdo formal», comunicó el presidente de Airbus en España y presidente del consejo de administración de Alestis, Manuel Huertas, a los empleados del TIER 1 andaluz en un comunicado interno emitido el pasado viernes. En este sentido, el directivo también confesó que, «tras recibir interés de compra por parte de diversos grupos industriales», Airbus «está progresando en la formalización de un acuerdo de venta de su participación en Alestis Aerospace con Aciturri».

Pese a la incertidumbre que rodea a los 1.400 empleados de la marca aeronáutica, distribuidos en sus centros de trabajo de Sevilla, Getafe, Puerto Real, Puerto de Santa María y Vitoria; a los que se suman los de Brasil y centros de representación en Seattle (Estados Unidos) y Harbin (China), Huertas garantiza que se va a «ofrecer a todas las personas que conforman Alestis un futuro lleno de oportunidades». Por ello, pide «calma y tranquilidad» a los trabajadores y les reclama que sigan «trabajando con el mismo compromiso y responsabilidad que habéis demostrado hasta ahora».

Sin embargo, la plantilla de la entidad andaluza alberga ciertas dudas acerca de algunos términos de venta a Aciturri. Qué ocurrirá con la directiva de la empresa cuando la entidad mirandesa se ponga al frente, dónde se fijará su sede corporativa (actualmente ubicada en Sevilla, ya que el 80% del la plantilla trabaja en el eje que conforma esta provincia con Cádiz), o si se van a reestructurar los programas en desarrollo; y su empleo inherente; son algunas de ellas.

Pese a que resten ciertos cabos por anudar, el máximo responsable de la entidad sevillana defiende que la suma de las dos empresas «hace que nos complementemos, que seamos más competitivos» y que se consolide «el papel de Alestis Aerospace como proveedor de referencia» en el sector aerospacial nacional e internacional. Asimismo, también cree que esta operación ayudará a mantener una posición financiera ventajosa a medio y largo plazo, lo cual derivará en la presentación de mejores propuestas y la posibilidad de mantener mayores cargas de trabajo. En definitiva, un crecimiento como proveedor , nivel TIER 1, de aeroestructuras.

Por su parte, el secretario general de la Sección Sindical Intercentros en Alestis, Pedro Lloret, mantuvo el pasado viernes una reunión en Sevilla con el CEO de la compañía, Javier Díaz Gil, para que este le explicase la situación actual del proceso de compra. El representante de los trabajadores se mostró tranquilo con las respuestas del representante de la empresa y, a través de una carta, resumió el encuentro con él a los empleados de las diferentes plantas el pasado lunes.

«El CEOdio las explicaciones necesarias a todas las cuestiones y dijo que hay garantías del empleo y de los centros de trabajo, siendo un aspecto fundamental en las negociaciones», apuntó. En este sentido, Lloret hizo hincapié en que ambas partes concordaron que la ingeniería de Alestis aporta» un valor añadido a esta suma de las dos empresas, por nuestra cualificación, experiencia, tecnología y profesionalidad en todos los programas desarrollados». De igual modo, la dirección transmitió a los representantes sindicales que «el inmovilismo no era una opción y se ha optado por la mejor de las opciones que había», que era la propuesta de Aciturri.

Cabe recordar que la venta de la parte mayoritaria y la fusión con un TIER1 de tamaño similar es una vieja aspiración de Airbus. En 2014, la compañía aeronáutica se vio obligada a intervenir en Alestis cuando la empresa andaluza se asfixió económicamente con la puesta en marcha del diseño y la fabricación de las piezas belly fairing y el cono de cola A350 XWB.

Desde entonces, Airbus logró negociar un expediente de regulación de empleo y un acuerdo con los acreedores para ejecutar su plan de viabilidad. Asimismo, mantiene el compromiso con sus acreedores de retornar 284 millones a partir de 2021, manteniendo la mayor parte de la deuda (24%) con la SEPI, de carácter público, y un 14% con Unicaja. No obstante, la salud de la entidad parece ir en alza, ya que las ventas en 2018 alcanzaron los 283 millones de euros y generaron un flujo libre de caja de unos 27 millones de euros, lo que supone un leve descenso en la facturación respecto a los 286 millones de 2017.

Guarismos que despejan las dudas sobre la situación económica de la entidad que mantiene Aciturri que, con esta compra del 62%, se aproximará a los 3000 trabajadores bajo su tutela y ayudará a «consolidar el sector aeronáutico español».

Por último, la compañía mirandesa aún no quiere comentar nada públicamente sobre los pormenores de una operación que «no se ha cerrado». Discreción habitual de una empresa que esperará a que se oficializa la compra para emitir sus valoraciones, y todo apunta que esta podría cerrarse en el próximo mes de abril.