Sutan prende el fuego en Bilbao

Sutan prende el fuego en Bilbao
MAITE BARTOLOMÉ

El fuego es el protagonista en este joven local bilbaíno que atesora mucha experiencia en sus fogones

TXEMA SORIA

Borja Villanueva ha pasado los últimos nueve años trabajando en las brasas del Txakoli Simón, donde demostró ser un consumado maestro, pero necesitaba empezar un nuevo proyecto vital y profesional que le emocionara y le supusiera un reto. El pasado 16 de mayo inauguró en pleno Arenal bilbaíno, al comienzo de la calle Correo, el Sutan, un local moderno, cálido, muy urbano, en el que se nota la mano y el buen gusto de la consultoría de diseño Verno, encabezada por Fernando Enales y la arquitecta Natalia Garmendia. Cuenta con una cocina a la vista, un pequeño comedor con capacidad para 30 personas –con lo que la atención personalizada está garantizada– y una barra en el bar donde disfrutar de tapas como verduras, pulpo o chuleta cocinadas en la brasa en el momento.

Sutan (Bilbao)

Dirección
Correo, 1.
Teléfono
944125849.
Web
www.sutan.es.
Precios
Menú del día: 25 € (de lunes a viernes). Menú degustación: 50 €. Carta: 40 €.

Al frente de un equipo muy competente se encuentra Villanueva, cocinero con oficio y exitosa carrera profesional que estudió en la Escuela de Hostelería de Artxanda. En 1992 fue el ganador del concurso de alumnos de las Escuelas de Hostelería de España. Hizo prácticas en el hotel Indautxu y ha trabajado en el restaurante Mesana del Gran Hotel Guadalupin (Marbella, ostentó una estrella Michelin), en el restaurante del Casino de Marbella y en el Akelarre. Fue jefe de cocina del Hotel Castillo de Collado (Laguardia) y de hotel Larrain (Lanciego). Le acompaña en los fogones Miguel Ángel Sánchez, profesional con una amplia trayectoria.

El chuletón es la estrella de la carta.
El chuletón es la estrella de la carta. / MAITE BARTOLOMÉ

La brasa es la protagonista del Sutan, donde se come magníficamente. Un buen comienzo es el salmón ahumado en ensalada, gel de limón y salicornia o pulpo, raíces y tubérculos, toque picante y germinados. Sorprenden por su contraste de sabores las vieras, con un paso breve por la brasa, setas, migas, curry y coco. También ofrecen kokotxas tratadas ligeramente por la parrilla y con un toque de txakoli y ajo, begihandi con txakoli y ajo y costillas ibéricas hechas a baja temperatura con patatas arrugadas y salsa Sutan.

El plato estrella de la casa es el chuletón Premium de ganado mayor a la brasa, madurado en cámara más de 40 días y que resulta inolvidable. De postre, piña a la brasa con un punto de cardamomo y azafrán y helado de limón de Bakio, refrescante y sabroso, y quesos del país (Idiazabal, Irati y azul de Iparralde). La carta de vinos es magnífica, con caldos sorprendentes a unos precios muy ajustados.