Tratan de identificar los 174 cadáveres hallados en una fosa común en Veracruz

Preparados con mascarillas faciales, un centenar de familiares de personas desaparecidas en México se agolpan en varias morgues, con la esperanza de que sus seres queridos se encuentren entre los 174 cadáveres descubiertos la semana pasado en una enorme fosa común en el Estado de Veracruz.El objetivo es poder identificarles, entre los artículos personales, o las más de 200 prendas de vestir halladas, incluso de bebés y menores de edad.Se calcula que los restos humanos podrían llevar unos dos años en esta fosa clandestina, los cadáveres estaban repartidos en 32 localizaciones distintas dentro de un perímetro de 300 metros cuadrados. Veracruz encabeza la lista de estados mejicanos asolados por el crimen y el narcotráfico, al ser un punto estratégico en la ruta de la droga de los cárteles hacia la frontera con Estados Unidos.La escalada de la violencia en México parece no tener fin. El año pasado se cometieron más de 30 mil asesinatos, la cifra más alta de los últimos 21 años.