'Fascismo', el perfume que a la ultraderecha israelí le «huele a democracia»

La ministra Ayelet Shaked al anunciar el perfume 'Fascismo'./R.C.
La ministra Ayelet Shaked al anunciar el perfume 'Fascismo'. / R.C.

La ministra de Justicia graba un anuncio con la fragancia para ganar votos con la promesa de reformas radicales si es reelegida el 9 de abril

MIKEL AYESTARANCorresponsal. Jerusalén

La actual ministra de Justicia de Israel, Ayelet Shaked, tiene un plan de choque para reformar el sistema judicial del país si resulta reelegida en las elecciones del 9 de abril y lo presentó a través de un anuncio publicitario de un perfume llamado 'Fascismo'. Shaked, cuyo nombre saltó por primera vez a los titulares de los medios en 2014 por pedir «la muerte de las madres de los terroristas palestinos», se vistió de actriz para este spot en blanco y negro en el que en un minuto y medio desgrana las ideas principales de una propuesta con la que pretende dar más poder al brazo legislativo a costa de debilitar al judicial. Una iniciativa que, según sus propias palabras mientras se rocía con la fragancia, «huele a democracia».

El anuncio, difundido a través de las redes sociales, se hizo viral y pese a que el portavoz de la alianza ultraderechista Nueva Derecha, a la que pertenece el partido de Shaked, insistió en que era «pura ironía», provocó un aluvión de críticas por la forma y, sobre todo, por jugar con la palabra «fascismo». Mossi Raz, parlamentario de Meretz, declaró que «ataques a los tribunales, ocupación violenta, incitar contra los ciudadanos árabes de Israel… eso es a lo que Shaked llama democracia. Me pregunto qué será para ella el fascismo». La diputada y candidata de la alianza opositora Azul y blanco, Pnina Tamano-Shata, criticó a la ministra al advertirle de que «tomar parte en una campaña de este tipo solo ayuda al chovinismo de unos hombres que usan a las mujeres como floreros, nada más».

«Reforma judicial, reducción de activistas, nombramiento de jueces, gobernanza, separación de poderes y moderación de la Corte Suprema» forman la esencia del perfume llamado 'Fascismo', según se va desgranando en titulares escritos en hebreo que marcan las líneas maestras del plan que Shaked pretende implantar en los primeros cien días de gobierno. El vídeo de la ministra se difundió 24 horas después de que el Tribunal Supremo decidiera descalificar para las elecciones al político radical judío Michael Ben Ari, acusado de racista e islamófobo, y diera luz verde a la participación de la lista árabe Balad.

Una decisión opuesta a la que la comisión electoral tomó la semana pasada y que causó un profundo malestar en la alianza ultraderechista Nueva Derecha, que se presenta como el futuro gran apoyo al Likud de Benjamín Netanyahu en la Cámara. Ben Ari no estará en las papeletas, pero los israelíes sí podrán votar a su partido Poder Judío, cuyo programa recoge los ideales del líder descalificado.

Temas

Israel