Santa Lucía prolonga el recorrido de sus fiestas del 14 al 16 de diciembre

Los niños participan en una de las actividades celebradas durante las fiestas del Barrio de Santa Lucía del año pasado. /E. C.
Los niños participan en una de las actividades celebradas durante las fiestas del Barrio de Santa Lucía del año pasado. / E. C.

Momentos y Harollica serán los protagonistas del concierto del sábado, jornada en la que se celebrará la comida de hermandad del barrio

ROBERTO RIVERA

La historia continua. María José Campino confirma la celebración, un año más, de las fiestas del Barrio de Santa Lucía, una propuesta que engloba a todas las calles del entorno (desde La Magdalena a Donantes de Sangre, Juan Carlos I o Camilo José Cela, entre muchas otras) y que supone la feliz recuperación de otra de las citas tradicionales del calendario festivo de la localidad, a pesar de quedar en el cajón del olvido durante varios cursos.

El plan diseñado por el equipo con el que trabaja la mujer que resucitó, felizmente, este encuentro para sumarse al que se oficia a finales de verano en el Barrio de las Huertas, convierte al triduo que va del 14 al 16 de diciembre en el periodo elegido por la comisión para el desarrollo de un programa de actos que vuelve a ajustarse al mismo patrón de las últimas convocatorias, pero introduciendo en la agenda interesantes novedades en el calendario que arrancará, en la tarde del viernes 14 y desde las ocho, con el 'pinchopote' que se encargará de amenizar, según se detalla en la programación avanzada por sus promotores, un grupo musical en pasacalles por el espacio urbano que abarca el Barrio de Santa Lucía.

El grueso de las actividades que se anuncian dentro del ciclo se concentran, no obstante, en la jornada del sábado 15.

Para las diez y media de la mañana está prevista, en concreto, la celebración de una misa y, a continuación, la salida de la comparsa de Cabezudos y la 'suelta' de toros de cartón piedra por el eje central de la zona.

Una 'gymkana' programada para la una del mediodía se convertirá, por lo demás, en el precedente del acto central del día, la comida de hermandad que reunirá a los vecinos y visitantes en una lonja del barrio y para la que se ha fijado una cuota de cinco euros, para la reserva de cubierto, y en la que está contemplada la realización de un bingo a los postres, con premios a la línea y a la tarjeta.

La sobremesa se reserva, no obstante, para el público menudo que tendrá la oportunidad de participar a partir de las cuatro y media en juegos y talleres de manualidades. Todo ello una hora antes de que se dé inicio al desfile de moda que promueven, en este caso, las firmas comerciales Fun Colors y Stilo, abriendo con ello la puerta a la presentación de prendas especialmente diseñadas para niños y adultos.

El servicio entre el personal que se acerque al este entorno de la ciudad jarrera de chocolate caliente y tortilla preparados de forma voluntaria por varios vecinos del barrio servirá de colchón hasta el concierto de Momentos, formación que compartirá escenario con la banda jarrera Harollica. Ha sido señalado en el calendario de las fiestas para las nueve de esa noche.

Con él se despide, de suyo, el desarrollo de la jornada que precede al domingo 16, fecha en la que se celebrará el último de los actos programados por la comisión de Santa Lucía, un 'vermupote' que pone al alcance de los clientes la opción de disfrutar de 'marianito' o crianza y pincho por 1,6 euros.

A todo esto. La reserva de las plazas de la comida popular puede realizarse ya en el establecimiento Karma Café, localizado en la Calle Santa Lucía.

No es, en todo caso, el único requisito que se exige para participar en una cita que recuerda a décadas pasadas, al restañar el clima de confraternización que se respiraba en ese espacio urbano. Desde la organización se invita, además, a los vecinos, jarreros y visitantes a acudir a todos los actos con ánimo positivo y ganas de fiesta.

 

Fotos

Vídeos