«Recta final» para el presupuesto 2019

El equipo de gobierno socialista ha centrado sus negociaciones con el PNV de cara a alcanzar un acuerdo./Félix Morquecho
El equipo de gobierno socialista ha centrado sus negociaciones con el PNV de cara a alcanzar un acuerdo. / Félix Morquecho

Los socialistas creen que la próxima semana se podrá firmar un acuerdo final y el PNV pide «la ejecución de proyectos pendientes»

ALBERTO ECHALUCE

PSE-EE y EAJ-PNV han acercado posturas en la consecución de un acuerdo, de cara a la aprobación del presupuesto municipal de Eibar del presente año. De esta manera, desde las filas del PSE se considera que las negociaciones se encuentran «en la recta final», según el alcalde socialista, Miguel de los Toyos. El primer edil califica los obstáculos de la negociación entre ambas partes como «cuestiones menores más que en temas de fondo» y aprecia que «no creo que van existir problemas para aprobar el presupuesto». Desde un principio, el PSE cifraba la posibilidad de alcanzar acuerdos en base a las enmiendas parciales que había presentado el PNV, «aunque no estábamos de acuerdo con el diagnóstico que habían realizado»

Tras varias semanas de cruce de documentos, De los Toyos aprecia que socialistas y jeltzales han acercado posturas, en el proceso de negociación, y se ha llegado esta semana a un último texto que está siendo objeto de análisis, con lo que esperaban pronto la consecución de un consenso final. «Valoro muy importante contar con un presupuesto para este año que podrá contar con un mayor respaldo, en cuanto exista el acuerdo final con el PNV», dijo De los Toyos.

Por su parte el PNV, desde un primer momento, condicionaba la aprobación del presupuesto a que se incluyeran los acuerdos pendientes. Así, los jeltzales advirtieron de inicio a los socialistas que «no habría acuerdo si no se contemplaban los proyectos incumplidos para mejorar Eibar y crear empleo, porque la ciudad lo necesita, gobierne quien gobierne».

En este sentido, el portavoz del EAJ-PNV, Josu Mendicute, mostró «su sorpresa» por los retrasos que acumula la negociación presupuestaria entre ambos partidos. «Pensaba que llegaríamos a un acuerdo en cuestión de minutos, porque les hemos puesto encima de la mesa, únicamente, que se cumpla lo pactado el año pasado», señala Mendicute.

Por todo ello, Mendicute, decía que «no vamos a perder más tiempo dando vueltas a las cosas. Nosotros queremos que se ejecuten los acuerdos que ya tomamos el año pasado». Entre las líneas rojas que ha marcado el PNV están el encargo de un Plan de Negocio para atraer empresas hacia el Polo Tecnológico. Otro de los frentes imprescindibles ha estado en la accesibilidad de Sautxi, así como la mejora de la unión Ubitxa-San Kristobal, adecentar el frontón de Altzubarren y el polígono de Azitain, entre otros. «Son cosas que ya estaban pactadas. ¿Dónde está el problema?», se preguntaba Mendicute.

Conversaciones con todos

Ante ello, el PNV busca alcanzar un acuerdo con la aceptación de los socialistas sobre este tipo de cuestiones. «Si el PSOE no las acepta tendrá que explicar por qué es incapaz de recoger en el presupuesto de 2019 las cuestiones que tenían que estar acabadas a 31 de diciembre de 2018 y que todavía no las han hecho. Eibar se merece un gobierno que cumpla con sus compromisos en los plazos pactados. Tristemente Errebal no es una anécdota».

Por su parte, el equipo de gobierno socialista valoraba que de las 34 enmiendas presentadas por el PNV, «muchas se repiten para realizar un nuevo tratamiento como destinar 100.000 euros para infraestructuras rurales, como se hizo en el 2018, y las que dicen que están pendientes de culminar nos parece injusto que digan esto cuando muchas están terminadas, otras están adjudicadas y otras no se pueden realizar como el parking de Aizarna, o la accesibilidad de Iparragirre que dependen, repectivamente, de los propietarios o de Bidegi; o la climatización de los locales de Amalur, ya adjudicada; o la accesibilidad de Errekatxu, que el promotor que impulsa el proyecto las va a absorber, mientras que la accesibilidad de Ubitxa-San Cristobal está incorporada al presupuesto y cuenta con un anteproyecto, al igual que el cambio de sentido de la calle Julián Etxebarria, con un estudio realizado», señalaba De los Toyos. Por este motivo, desde el PSE se veía «factible» la consecución de un gran acuerdo «por no existir cuestiones insalvables».

Junto a ello, De los Toyos señalaba que había mantenido contactos con EH Bildu, que fueron «de cortesía dado que este grupo había presentado una enmienda a la totalidad, con lo que más nos parecía que trataban de marcar posiciones con respecto a la campaña electoral.

Igualmente, con Irabazi se volvió a establecer contactos, «pero su petición de albergue en el mercado de Ipurua impide alcanzar acuerdos porque nosotros planteamos otro proyecto».

Por ello, De los Toyos expresaba que «espero anunciar para la semana que viene la firma de un acuerdo con los jeltzales para la aprobación de las cuentas de este año». De momento, el Pleno ordinario del mes de enero, que se celebrará el lunes día 28, no abordará el presupuesto del 2019, con lo que se espera que en una sesión en febrero se pudiese ratificar el acuerdo.

Temas

Eibar