El PSE espera alcanzar acuerdos para sacar adelante el presupuesto municipal de 2019

Telleria y De los Toyos valoran las enmiendas de la oposición. /F.M.
Telleria y De los Toyos valoran las enmiendas de la oposición. / F.M.

Tratan de lograr «acercamientos» con el PNV y ven dificultades con EH Bildu e Irabazi por sus enmiendas a la totalidad

ALBERTO ECHALUCE

El PSE espera alcanzar un acuerdo «posiblemente con el PNV», en la firma del presupuesto de 2019 que, en opinión de los socialistas, «presenta un alto grado de ejecución en los proyectos del 2018 y en cuanto a las 32 enmiendas pendientes que afirman los nacionalisrtas, muchas de ellas están avanzadas o no se han podido llevar a cabo por la aparición de imponderables ajenos al Ayuntamiento», señaló el alcalde, Miguel De los Toyos.

En esta dirección, desde el PSE cifran la posibilidad de alcanzar acuerdos en base a las enmiendas parciales que ha presentado el PNV, «aunque no estamos de acuerdo con el diagnóstico que ha realizado este grupo. Y si dicen que sólo presentan dos nuevas se demuestra que el documento está bien armado, con lo que pensamos que no existirán dificultades de llegar a un acuerdo final, aunque creo que sólo nos faltan concretar algunos aspectos».

De ahí que el equipo de gobierno valore que de las 34 enmiendas presentadas por el PNV, «muchas se repiten para realizar un nuevo tratamiento como destinar 100.000 euros para infraestructuras rurales, como se hizo en el 2018, y las que dicen que están pendientes de culminar nos parece injusto que digan esto cuando muchas están terminadas, otras están adjudicadas y otras no se pueden realizar como el parking de Aizarna, o la accesibilidad de Iparragirre que dependen, repectivamente, de los propietarios o de Bidegi; o la climatización de los locales de Amalur, ya adjudicada; o la accesibilidad de Errekatxu, que el promotor que impulsa el proyecto las va a absorber, mientras que la accesibilidad de Ubitxa-San Cristobal está incorporada al presupuesto y cuenta con un anteproyecto, al igual que el cambio de sentido de la calle Julián Etxebarria, con un estudio realizado».

«Abiertos a los grupos»

Junto a ello, algunas enmiendas, vinculadas a Desarrollo Económico o Tecnológico, según el PSE, «están sin precisar, mientras que en algunas es poner más dinero este año que el que estaba acordado para el 2018».

Por todo ello, desde el PSE se muestran «optimistas» en que se llegue a un acuerdo con el PNV debido a que las iniciativas de reformar la plaza del Rialto o el homenaje a los baserritarras «son asumibles, porque las enmiendas que ellos llaman pendientes nos hemos reunido para impulsarlas e, insisto, muchas de ellas se culminan este año, con lo que somos optimistas de poner alcanzar un acuerdo».

Desde las filas socialistas se afirmaba, en rueda de prensa, que estaban abiertos a llegar a acuerdos con EH Bildu e Irabazi, «pero por parte de EH Bildu ahora sus argumentos son muy débiles porque en 2017, con muchas enmiendas, llegamos a cerrar un acuerdo y en el 2018 estuvimos a punto. Pienso que con motivo de la próxima celebración de las elecciones, el grupo abertzale está marcando un perfil y un discurso propio en no querer participar cerrándose sin plantear debate alguno». Finalmente, «más dificultades» apreciaba el PSE con el grupo en la oposición Irabazi, que «también ha marcado una línea roja», con su propuesta de creación de un albergue para transeúntes,en el convento de Ipurua, que «debe estar apoyado por el conjunto de municipios de la comarca y recogido en el Mapa de Servicios Sociales, con lo que este Ayuntamiento no puede costearlo de forma individuaal, sino que hay que contar con el entorno. El procedimiento debe ser otro, aunque su petición de mejora de la accesibilidad de Mekola vamos a realizarla este año».