Ermua atendió cinco casos de violencia de género en 2017

Casa de la Mujer de Ermua, donde se elaboran los protocolos de actuación en casos de violencia de género. /Ainhoa Lasuen
Casa de la Mujer de Ermua, donde se elaboran los protocolos de actuación en casos de violencia de género. / Ainhoa Lasuen

La evaluación del protocolo local en estos casos permite conocer los datos en los últimos años y la mejora en la actualización de actuaciones

AINHOA LASUEN

Cinco mujeres fueron atendidas en Ermua en 2017 por enfrentar diferentes situaciones de violencia de género. Estos son los últimos datos hechos públicos por el Área de Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento de Ermua tras el análisis del protocolo local de actuación y coordinación interinstitucional para la mejora en la atención de mujeres víctimas de violencia de género y agresiones sexuales.

Siempre hay que tener en cuenta que la demanda de atención en los Servicios Sociales municipales o de Igualdad es algo voluntario, por lo que los datos reflejan únicamente esa demanda.

Por otra parte, el piso de acogida de Ermua, que es un recurso municipal que funciona las 24 horas, y que da refugio inmediato a mujeres niños o personas dependientes que sufren situaciones de violencia o riesgo de sufrirla, contó con 17 personas atendidas entre los años 2012 y 2017. En todos los casos que se han atendido en este servicio el agresor fue la pareja o expareja. Cabe destacar que en 2017 (últimos datos publicados) se recogió una mujer con las 3 personas dependientes a su cargo.

Ermua también cuenta con un servicio de asesoramiento jurídico. Su objetivo es orientar de manera especializada ante situaciones de discriminación y desprotección, especialmente relacionadas con los malos tratos y agresiones sexuales a mujeres. El número de mujeres atendidas en este recurso entre 2012 y 2017 fueron 45. En 2017 se atendió a 5 mujeres con casos nuevos de violencia de pareja o expareja y otra más con una problemática de violencia.

También se cuenta con el recurso de atención psicológica cuyo objetivo es ofrecer el apoyo emocional necesario para afrontar situaciones vitales provocadas por la desigualdad y, en especial, aquellas en las que existe una mayor vulnerabilidad de las mujeres a la violencia de género. Este servicio atendió a 79 mujeres entre 2012 y 2017 en la villa. 61 de ellas fueron nuevas atenciones, el resto necesitaban mantener ese servicio a lo largo del tiempo. En 2017, seis mujeres requirieron en esta atención.

Estos datos se recogen en la última valoración del Departamento de Igualdad sobre el protocolo municipal de violencia de género.

Cabe destacar que en su mayoría las mujeres atendidas tienen un grado de satisfacción elevado en la valoración de los servicios prestados por los diferentes agentes que actúan en estos casos ( ayuntamiento, ámbito sanitario y Ertzaintza). Valoran muy positivamente la protección recibida, el apoyo en la toma de decisiones, la recuperación psicológica, la orientación y apoyo para rehacer su vida personal y laboral y obtención de una mayor libertad económica y en su empoderamiento.

No obstante, en el análisis realizado sobre los resultados del protocolo instaurado en Ermua, en contraste, se ha detectado que el nivel de satisfacción es más bajo en el tratamiento recibido tras una agresión sexual y en el tratamiento y la atención a los menores de edad.

Por ello, en el proceso de mejora del protocolo se incluirán acciones que permitan mejorar las situaciones peor valoradas. Entre ellas se encuentra el diseño e implementación de nuevos programas para una atención especializada a los menores.

Temas

Ermua