El Astelena se apunta al asfaltado fundido

El Astelena se apunta al asfaltado fundido

La cancha de la 'Catedral' se moderniza con la instalación de un pavimento especial para estos recintos

A. E.

El frontón Astelena se moderniza y pasará a contar con una cancha de asfaltado fundido natural, pavimento por excelencia empleado en otros recintos similares.

De hecho, los más importantes frontones de primera categoría de la actualidad están pavimentados con este material. La queja histórica de que la pelota se agarraba al piso del frontón desaparecerá ahora por completo. En este sentido, el patronato de Deportes del Ayuntamiento ha encargado a la empresa Landa e Imaz, SA, realizar las labores de modernización de la cancha. En primer lugar se ha llevado a cabo el pulido de la piedra, y después se procederá a la instalación del asfaltado fundido.

Todo ello es idóneo para su uso, fundamentalmente debido a que su elasticidad queda demostrada en los ensayos de laboratorio pertinentes, y en la práctica este es el pavimento preferido por los pelotaris en los frontones. «Siempre se nos indicaba que la pelota se agarraba debido a que el pulido que se había realizado era muy antiguo», declaraban desde el patronato.

Ahora, con los cambios introducidos se conseguirá una cancha caracterizada por «su antideslizamiento, su fácil limpieza, preferiblemente con agua, y su confort debido a su aspecto único y liso y por su flexibilidad, además de su planeidad regular», señalan desde la empresa Landa e Imaz, instaladora del asafaltado fundido. En estos casos el espesor del pavimento es de 3 centímetros. Según el ente municipal, «las obras estarán finalizadas para el miércoles, posiblemente».

El asfalto fundido natural es un material constituido por una mezcla en proporciones variables de polvo de asfalto natural, áridos y betún natural, fundido a 240 grados de temperatura aproximadamente, que se extiende formando un pavimento continuo de espesor según se desee, vertido a esa misma temperatura y talochado sin necesidad de compactación.

«Traer una semifinal»

Con este proyecto, el objetivo último del patronato municipal es conseguir «traer a Eibar la semifinal de algún campeonato manomanista». Entre los frontones guipuzcoanos que llevan este material están los de Amasa (Villabona), Izarraitz (Azpeitia, Gurea (Azkoitia), Mendikute (Albiztur), el Municipal de Alegia, Auzolan (Alzola), Amezketa, Sorabilla (Andoain), Antzuola, Elgoibar, Madalensoro (Ergoien-Oiartzun), Igarondo (Idiazabal), Urbeltz (Legazpi), Miruaitz (Mutriku), Landetxe (Oiartzun), Beti-Alai (Ordizia), Zubipe (Ormaiztegi), Baratze (Segura), Ederrena (Urretxu), Zegama, Zizurkil, Zumaia o Aginaga (Zumarraga), entre otros.

Entre otros cambios que trata de experimentar el frontón, están también la introducción de un vestuario, dentro de un amplio listado de trabajos que se han venido desarrollando en los últimos meses, entre los que son más destacables las nuevas puertas de seguridad, además de sus accesos.

Refuerzo

En este momento, se procede al refuerzo del edificio colindante para los locales de Andretxea. Según el alcalde de Eibar, Miguel de los Toyos, «aunque ahora se ha venido realizando el refuerzo del edificio, también contemplamos hacer alguna reforma para facilitar el acceso al frontón».

Los trabajos de refuerzo han costado 717.004 euros y están ya en la fase de finalización. Se trata de una de las obras con mayor inversión que se han acometido en la localidad. Este montante, que procedía del remanente del Fondo Foral de Financiación, se decidió destinarlo al refuerzo de estos locales, propiedad del Consistorio.

Temas

Eibar