Programa del Festival de Jazz. 16 de julio: Concierto de Brad Mehldau Trio

Brad Mehldau Trio. /
Brad Mehldau Trio.

El protagonista de la segunda parte de la sesión de Mendizorroza será el 'supergrupo' formado por Chris Potter, Dave Holland, Lionel Loueke y Eric Harland, mientras el Teatro Principal será el auditorio de la música de Vincent Peirani 'Living Being'

ELCORREO.COM

Brad Mehldau Trio

Jacksonville, Florida, 23 agosto 1970. Brad Mehldau nació 41 años después que Bill Evans y 25 más tarde que Keith Jarrett, para convertirse en uno de los hijos espirituales más importantes de estos dos monstruos sagrados. En Vitoria fue descubierto en el Festival de Jazz, junto al cuarteto de Jesse Davis el 14 de julio de 1993, en el Aula de Cultura Araba.

Su primera aparición bajo su propio nombre fue en trío con Larry Grenadier y Jorge Rossy el 16 de julio de 1998, como primera parte de Tito Puente. Ninguno de los que estuvieron allí ha podido olvidar su versión de For All We Know.

Un trío con química, que reinventa los estándares y las canciones pop desde Cole Porter a Radiohead. La serie de cinco álbumes impresionantes El Arte del Trío, un título que puede parecer pretencioso, recoge auténticas obras maestras; tres de ellos se grabaron en la efervescencia de conciertos ofrecidos en el Village Vanguard.

Paralelamente al trío, Mehldau se lanza al piano solo a partir de 1999, cuando alcanza plenamente su estilo lírico y romántico. Como un narrador, nos cuenta historias y sitúa la emoción en el centro de su propuesta a través de sus improvisaciones, donde le gusta dejar un papel melódico a la mano izquierda. En 2002, sorprendió al mundo del jazz con Largo, un álbum experimental e innovador donde colabora con un productor conocido en el mundo del pop que va a profundizar su campo musical en una exploración sonora inédita. No está nunca ahí donde se le espera, tocando también con Pat Metheny o Lee Konitz.

Chris Potter, Dave Holland, Lionel Loueke y Eric Harland

Los protagonistas de la segunda parte serán un supergrupo compuesto por Chris Potter (saxo tenor), Dave Holland (contrabajista), Lionel Loueke (guitarra) y Eric Harland (batería).

Chris Potter es uno de los saxofonistas más estudiados (y copiados) del mundo. Según el veterano saxofonista Dave Liebman: uno de los mejores músicos que andan por ahí. Un sentimiento que es compartido por los lectores de la revista Down Beat que este año le han votado Mejor Saxo Tenor. Pocos líderes actuales representan su papel como Dave Holland. Miles Davis lo vio tocando en el mítico Ronnie Scotts del Soho londinense en 1968, y escuchó algo en su sonido y en sus ideas. Un mes más tarde Holland estaba tocando con él. Estuvo en la sección rítmica de Filles de Kilimanjaro, y también participó en las sesiones de los revolucionarios In A Silent Way y Bitches Brew.

Vincent Peirani 'Living Being'

Pocas veces se puede escuchar un acordeón cuya música no suene a acordeón. Francia ha dado muy buenos acordeonistas e incluso han creado un estilo musette.

El acordeonista, cantante y compositor francés Vincent Peirani nació en Niza hace 35 años. Ha conseguido los premios más importantes del mundo como el de París en 1996. A los 16 años descubrió el jazz y en particular la música de Bill Evans. No tardó mucho en ganarse a los críticos por su nueva forma de ver el acordeón en el jazz, y es uno de los grandes músicos franceses con un instrumento inhabitual en el jazz pero estamos seguros de que llamará la atención de todos.

La progresión de Peirani ha sido rápida, ha ganado el Prix Django dOr y la Victoire de Jazz en Francia y fue elegido Artista del Año por la revista Jazz Magazine. En Alemania gano el ECHO Jazz Award. Después de realizar proyectos acústicos hasta ahora, el nuevo álbum Living Being es la creación de lo que se podría llamar la banda eléctrica de Peirani. Además de su inagotable versatilidad y su musicalidad sin límites, el álbum también refleja todas las variadas influencias de los componentes de la banda: el saxofonista

Emile Parisien, que brilla de nuevo como un virtuoso del jazz moderno; el bajista Julien Herné que viene del mundo del R&B y del hip hop; el batería Yoan Serra que se siente tan a gusto en la tradición del jazz como en el mundo de la electrónica. Tony Paeleman tiene sus raíces en el mundo del pop francés. Así que Living Being añade otra faceta vibrante al perfil ya variado del artista. Una de las grandes promesas del jazz.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos