Chick Corea y Herbie Hancock regresan a dúo al Jazz de Vitoria

Chris Potter, en la 36 edición del certamen alavés/
Chris Potter, en la 36 edición del certamen alavés

Será la única parada en España de las leyendas, en un festival que trae a Estrella Morente, Anat Cohen, Brad Mahldau y al póquer Potter, Holland, Loueke y Harland

SAIOA ECHEAZARRA

"Tócala otra vez, Chick". "Tócala otra vez, Herbie". Son las demandas que parece repetir la capital alavesa a tenor del avance del cartel del XXXIX Festival de Jazz de Vitoria, al que regresan Corea y Hancock, si bien lo harán en lujosa dupla y con una única actuación en España, en Mendizorroza, dónde si no. Será en la velada del 18 de julio cuando sendas leyendas del piano protagonizarán un magistral mano a mano dentro de una gira que repiten casi cuatro décadas después de su tour del 78, que dio como resultado el álbum "Corea Hancock". Ahora, estos "arquitectos del jazz rock y la fusión funk" de los setenta vuelven a reunirse para ofrecer un número limitado de conciertos, por lo que será «una experiencia irrepetible y exclusiva», garantizó ayer Iñaki Añúa, director del certamen alavés.

Un ciclo que asimismo depara una velada femenina de maridaje sonoro a cargo de otro doble sin par: Estrella Morente y Anat Cohen. Esta última, virtuosa saxo-clarinetista israelí que subirá al escenario del polideportivo el viernes 17 en una noche dedicada a los sonidos de Brasil, «es actualmente número uno mundial según la crítica especializada», remarca el responsable del festival. Con una destacada discografía de seis trabajos como líder de banda (el último, "Claroscuro", salió en 2012), la instrumentista reúne "feeling", duende y talento en directo, siendo capaz de alternar los registros más alegres y melancólicos de su metal.

Por su parte, la hija de Enrique Morente -quien por cierto ofreció el pasado enero un concierto en el Teatro Principal vitoriano- centrará la segunda parte del recital junto a Niño Josele a la guitarra para presentar el trabajo "Amar en Paz", producido por Fernando Trueba y que incluye una colección de joyas de la música carioca.

Más que pura fusión, se trata de una suerte de "declaración de amor" al país de la Bossa-Nova, con cortes al estilo de "Manha de carnaval", "Sem bocé", "Carinhoso", "O amor en paz". Para cerrar el bolo, clarinetista y cantaora «sumarán fuerzas sobre las tablas», explica Añúa. Para la flamenca de ojos verdes será algo «muy especial», ya que actuará en el escenario donde lo hizo su desaparecido padre. «Ella me cuenta que sobre todo por esto le hace muchísima ilusión venir a Vitoria, y siempre resalta que fue el primer festival de jazz que lo invitó».

«Mantendremos precios»

Pero los directos del fin de semana no serán los únicos platos fuertes del certamen. El desfile de estrellas llegará al pabellón también en la jornada del jueves 16.

Primero, con otro grande a las teclas blancas y negras; Brad Mehldau, que volverá a Salvatierrabide con su trío. Se le descubrió en el Jazz de Vitoria junto al cuarteto de Jesse Davis en julio del 93, aunque su primera aparición en Álava bajo su propio nombre fue cinco cursos después con una inolvidable versión de "For All We Know", la cual «marcó un antes y un después» en la vida del certamen vitoriano, según elogia el propio Iñaki Añúa. Este 2015, la formación recobrará esa química que reinventa estándares y canciones pop desde Cole Porter hasta Radiohead.

En la segunda parte de la noche, los protagonistas serán los músicos del cuarteto "all stars" integrado por Chris Potter (saxo tenor), Dave Holland (contrabajista), Lionel Loueke (guitarra) y Eric Harland (batería). Se trata de un grupo de profesionales de primer nivel, como corroboran publicaciones tipo Down Beat, en la que «este año han votado a Chris Potter como Mejor Saxo Tenor», incide el responsable del certamen.

Como trasladan desde la organización del festival, aún faltan confirmaciones. De nuevo habrá una noche de góspel y alguna otra banda en los huecos que quedan libres en el cartel, así como la programación del ciclo Jazz del Siglo XXI. Respecto a los abonos y entradas, que saldrán a la venta hacia el próximo mes de marzo, «la intención es no incrementar el precio de la anterior edición, pero no sabremos los importes exactos hasta tener cerrado el presupuesto».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos