Añibarro, alcalde de Llodio sin sorpresas

Añibarro, alcalde de Llodio sin sorpresas

Contó con el respaldo de la mayoría absoluta del pleno, los siete concejales del PNV y dos de PSE

Marta Peciña
MARTA PECIÑA

El alcalde de Llodio vuelve a ser del PNV, después de que Jon Karla Menoyo dejara la alcaldía en 2011 tras la victoria de EH Bildu, que la ha ostentado desde entonces. Ander Añibarro es ya el nuevo alcalde de Llodio, después de cosechar 9 votos, la mayoría absoluta del pleno gracias al respaldo de los siete concejales de su propio grupo, el PNV, y los dos votos del PSE.

La sesión estuvo muy concurrida, con mayoría de simpatizantes jeltzales y de EH Bildu. Tras la proclamación del nuevo regidor, éste se comprometió a «dialogar y alcanzar consensos desde el respeto y el trabajo. Tenemos muchos retos y estamos dispuestos a abordarlos para poner a Laudio en el lugar que se merece», señaló en su primera intervención.

Oposición por «un pueblo libre»

Añibarro avanzó que su intención es convocar el pleno de organización lo antes posible, y que está manteniendo conversaciones con el partido socialista para formar un equipo de gobierno que incluya a las dos fuerzas que le han respaldado. De momento, ni el alcalde ni sus socios socialistas avanzaron nada acerca del contenido de esas negociaciones.

También tomó la palabra Lamia Arcas, la edil de EH Bildu que asumirá la portavocía de su grupo. Recordó que «somos el partido mayoritario de la oposición y vamos a trabajar para construir un pueblo libre». Sus objetivos fundamentales giran en torno a las políticas sociales, euskera y el feminismo y tuvo un recuerdo para «quienes han dado su vida para la construcción de Euskal Herria».

Tras las intervenciones, el exalcalde, Natxo Urkixo, hizo entrega de la makila, el estado de cuentas y las llaves del despacho a Añibarro y a partir de este momento, todo fueron felicitaciones y fotos de recuerdo junto con el regalo de un eguzkilore al nuevo regidor por parte de sus compañeros de partido.

Perfil de Ander Añibarro