Qué talentos buscan las multinacionales en Euskadi

Qué talentos buscan las multinacionales en Euskadi

Informáticos y otros perfiles técnicos son los más demandados por las empresas participantes en la segunda Feria Internacional de Prácticas de Deusto

JORGE MURCIA

Cada poco se publican estudios, difundidos por empresas de trabajo temporal, consultoras o universidades, que hablan del perfil de empleado que piden las compañías hoy día. Las áreas de tecnologías de la información (IT), ingeniería e informática ocupan los primeros puestos en las prioridades de las empresas para alimentar sus plantillas. Algo que se pudo comprobar sobre el terreno en la segunda Feria Internacional de Prácticas (International Internship Fair), organizada el pasado viernes por el departamento de Carreras Profesionales de esta Facultad de la Universidad de Deusto. Un punto de encuentro entre 25 empresas multinacionales y más de 380 estudiantes de los campus bilbaíno y donostiarra de Deusto Business School.

La feria estaba dirigida a alumnos de penúltimo año de grado, doble grado y postgrado de la institución académica vasca. Para estos estudiantes suponía una apreciable oportunidad de establecer un diálogo directo con los reclutadores de empresas de la dimensión de Siemens-Gamesa, BSH, L'Oreal o Morgan Stanley y también de otras no tan grandes pero sí muy representativas de sus respectivos mercados como Orbea o IDOM.

Las compañías ofrecían la posibilidad de realizar prácticas, ya sea en verano o a lo largo del curso académico. Pero muchas se declaraban dispuestas a abrir de forma definitiva las puertas de la empresa a aquellos estudiantes que les convenzan con sus actitudes y aptitudes. Por ejemplo, Ibermática, empresa vasca de soluciones tecnológicas nacida en 1973 y presente en 10 países. «Tenemos la opción de incorporar a gente con ganas, actitud, y motivación. A cambio, ofrecemos un crecimiento conjunto con nosotros», explicaba Oihane Antolín, consultora de recursos humanos de la empresa.

¿Y qué tipo de trabajador buscan exactamente? «Al tener clientes en varios sectores (industrial, financiero, administraciones públicas, etc.) requerimos perfiles bastante polivalentes. Pero sobre todo técnicos, por supuesto: todo tipo de ingenierías, desde industrial a informática», añade Antolín, quien admite que los empleados más cotizados son «los técnicos informáticos, sobre todo. Y es difícil que se queden y que tengan continuidad en la empresa, que es lo que nos gustaría».

En BSH buscaban perfiles más técnicos para los centros que la multinacional de electrodomésticos (que engloba a Bosch, Siemens y Balay) tienen en España (Santander, Pamplona y Zaragoza). Y para las oficinas centrales de Madrid, y otros más orientados al soporte de los procesos industriales, como el departamento de marketing, ventas, recursos humanos o, como no, informática. «Lo que más nos cuesta encontrar son ingenieros con amplias aptitudes para funciones informáticas, como ingenieros de software, y también de telecomunicaciones», revelaba Lorena Sierra, del departamento de planificación y desarrollo de personas. Hasta el pequeño 'stand' de BSH se acercó Jone Ramírez, estudiante de cuarto curso del doble grado de Administración y Dirección de Empresas (ADE)+Derecho. «Al hacer esta doble titulación, estoy abierta a todas las posibilidades, aunque sí me interesa más el departamento de marketing o de recursos humanos. Hay muchas empresas con departamentos potentes en ese sector», dice esta estudiante de Getxo.

El de ADE era un perfil preeminente entre el enjambre de estudiantes que recorría el primer piso del edificio de La Comercial, escenario de la feria. Una titulación que, complementada con la de Derecho o Dirección en Entornos Digitales (posibilidades que ofrece Deusto) puede abrir las puertas de muchas empresas. Como Siemens-Gamesa, una multinacional del sector energético que «ya no busca sólo perfiles de ingeniería. Ahora buscamos también otros, sobre todo para la parte financiera, de marketing y comercial. Damos mucho valor a estudios de ADE y de Marketing», asegura Natividad Martínez, del área de Recursos Humanos. Buen nivel de inglés -y de alemán a ser posible-, ganas de trabajar y entusiasmo. Es lo que pide la empresa a los aspirantes a hacer prácticas. A cambio, ofrece a los nuevos titulados «un año de beca retribuida y la posibilidad de quedarse en la compañía. Se ofrece una trayectoria profesional».

Álvaro Campins, estadounidense de origen hispano-venezolano, se confesaba seducido por la oferta de Siemens-Gamesa. Economista de 26 años que cursa un máster en Deusto, ha trabajado sobre todo en el sector de las finanzas, pero le gustaría formar parte de un proyecto «del sector de energía, renovables o tecnología innovadora». En su opinión, Siemens-Gamesa aúna los tres. «Tienen además puestos de todo tipo: finanzas, recursos humanos… Yo les he dicho que me encantaría trabajar en el área de I+D, porque me considero una persona bastante creativa que podría aportar bastantes cosas», se sincera.

Los representantes de IDOM, la ingeniería bilbaína, buscaban sobre todo «ingenieros de la escuela de San Mamés para perfiles muy técnicos». Pero también futuros trabajadores con un perfil más ADE, enfocados a la organización industrial para consultoría. «Lógicamente, la parte técnica es nuestro principal 'core' de negocio. Pero si alguien tiene la parte adicional de gestión y administración de empresas, sería la combinación perfecta para el área de consultoría», dice Elena Resano, del área de personas de IDOM. Resano cuenta que los perfiles más difíciles de encontrar son los relacionados con «el 'Big Data', la ingeniería informática y todo lo relacionado con la inteligencia artificial». Para poder dar 'caza' a este tipo de profesionales, «mantenemos una relación muy estrecha con Deusto y la UPV».

En Philips buscan futuros profesionales de varios sectores: servicio, comercial, técnicos… «Pero lo que apenas encontramos son informáticos. No tanto porque no haya, sino porque están muy enfocado a las empresas, y no hay tanto volumen de graduados en la parte de manejo de datos y de administración de software y sistemas remotos», expone Marta González, del departamento de Recursos Humanos.