Premio a la conciencia social de dos jóvenes emprendedoras vascas

Algunas de las mujeres indias que trabajan para la joven empresa vasca Zocco Handmade./EL CORREO
Algunas de las mujeres indias que trabajan para la joven empresa vasca Zocco Handmade. / EL CORREO

La revista 'Forbes' galardona a BiziPoz, empresa dedicada al envejecimiento activo, y a Zoco Handmade, que vende complementos de moda hechos por mujeres en riesgo de exclusión

JORGE MURCIA

Juventud, emprendimiento, innovación y conciencia social. Es la fórmula con la que Eider Etxebarria y June Arrieta han creado BiziPoz y Zoco Handmane, dos empresas vascas que han merecido el reconocimiento de Forbes. La edición española de la revista los ha incluido en su lista '30 under 30', que cada año destaca los proyectos con mayor potencial innovador y capacidad para transformar su sector creados por jóvenes menores de 30 años.

Además de ese afán por generar riqueza a partir de iniciativas de calado social, estas dos emprendedoras guipuzcoanas comparten formación, la que recibieron en el Grado de Liderazgo Emprendedor e Innovación (LEINN) que imparte Mondragon Unibertsitatea. Lo que en principio fueron dos proyectos de negocio han terminado convirtiéndose en sendas empresas que buscan abrirse camino en diferentes ámbitos.

BiziPoz es una iniciativa centrada en el envejecimiento activo y saludable. «Después de hablar con muchas empresas del sector y asociaciones de mayores, nos dimos cuenta que en el colectivo de la tercera edad había necesidades no cubiertas, de gente activa, bien de salud, que quería seguir aprendiendo. Porque sí se ofertaban muchas cosas desde el sector público, aunque muchas de ellas estaba ligadas a temas de dependencia», cuenta Eider Etxebarria, nacida en Mondragón hace 24 años.

Así, cuando aún no había completado su grado en emprendimiento, nació un proyecto que pretendía unir «formación y participación social». La primera de esas premisas de basa en «una metodología dinámica que trabaja cuatro pilares: salud, inteligencia emocional, nuevas tecnologías y economía». Y todo ello «de una manera participativa y dinámica», añade Eider Etxebarria. En segundo lugar, los talleres y actividades formativas impartidos por la empresa buscan «que los mayores desarrollen iniciativas sociales para dar solución a necesidades de su entorno».

Los primeros pasos de BiziPoz se dieron en 2016, cuando empezaron a prestar sus servicios a algunos ayuntamientos guipuzcoanos (Oñati y Ordizia) y asociaciones de mayores. Los servicios que prestan son muy variados. Uno de ellos (llamado Elkar Poz) consiste en formar a las juntas de las agrupaciones de la tercera edad, «que a veces están muy anticuadas. Les enseñamos a trabajar en equipo, a diseñar y dinamizar actividades», explica Eider Etxebarria. También ayudan a los ayuntamientos en la creación de los consejos del mayor, órganos a nivel municipal en los que están representados asociaciones del ámbito de la tercera edad (Nagusi Poz).

Otra línea de actuación se denomina Lagun Poz, que se basa en un programa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de ciudades amigables. Los ayuntamientos se adhieren a la red, «y se crea un grupo interdisciplinar a nivel municipal, para hacer un diagnóstico de cómo está el municipio en diversos aspectos (transporte, comunicaciones, equipamientos, etc.) y se realiza un plan de acción. Además, han desarrollado otra pata de negocio que consiste en preparar a empleados de empresas para su jubilación, y consiste en «trabajar todo tipo de temas relacionados con la salud: herencias, hábitos saludables, pensiones….».

Como BiziPoz está constituida por sólo dos socias cooperativistas (la otra es la alavesa Beatriz Santamaría) se sirve de la colaboración de profesionales de diferentes ámbitos para desarrollar su labor, que se ha extendido más allá de Gipuzkoa y ya trabaja con algunos ayuntamientos de Bizkaia.

Complementos de moda solidarios

Zoco Handmade es el proyecto de June Arrieta, donostiarra de 23 años. Consiste en la fabricación de complementos de moda, «aunque no deja de ser una excusa para apoyar a mujeres en riesgo de exclusión social». Ellas son las que producen los artículos, inicialmente en dos talleres de Marruecos e India, aunque en estos momentos la empresa trabaja en la apertura de una tercera instalación en Euskadi. «Buscamos apoyar a estas mujeres a través del empleo y la formación, porque no han tenido la oportunidad de ir al colegio. Les damos la ocasión de formarse no sólo en temas de costura, sino también en ventas, en idiomas… y en lectura y escritura», explica June Arrieta.

El procedimiento es el siguiente: una líder de las comunidades donde trabaja Zocco sensibiliza a las familiar y se encarga de hablar con los maridos «para que entiendan la importancia de que permitan que sus mujeres trabajen. Es lo más difícil de todo». La mujer o mujeres que quieran unirse al proyecto reciben un periodo de dos semanas de formación intensiva en confección y diseño «para que puedan sumar a la economía familiar cuanto antes».

Después empiezan a trabajar de forma regular y se incorporan al resto de formaciones: lectura, escritura, métodos de venta y cálculo de costes. Las jornadas no duran más de 4 horas, ya que las mujeres han de compaginar el trabajo con el resto de las responsabilidades domésticas. También reciben seis horas semanales de formación, y se reúnen una vez cada siete días «para fomentar la conversación y poder apoyarse emocionalmente las unas con las otras».

Una vez cumplido un año en la empresa, las mujeres tienen cuatro opciones. Pueden seguir trabajando, confeccionando y formándose en Zocco. También se les brinda la posibilidad de recibir formación en ventas para trabajar de comercial en empresas locales; recibir ayuda para incorporarse a otras compañías, o emprender por su cuenta, con el apoyo y asesoramiento de Zoco.

En la actualidad, las ventas B2C (Business to Consumer, es decir, de la empresa al consumidor final) suponen el 60% de los ingresos totales de Zocco. Y se llevan a cabo bien por canal 'online', o bien en mercados navideños y de verano. Además, también organizan eventos propios «en los que buscamos acercarnos a nuestros clientes, contar los avances del proyecto, mostrar nuevos videos y documentales, o presentar nuevas colecciones en primicia donde podrán comprar de forma inmediata».

El otro 40% de las ventas se llevan a cabo en las ocho tiendas abiertas en España y el sur de Francia, y también a través de pedidos personalizados y bajo catálogo para empresas.

 

Fotos

Vídeos