Los trabajadores del metal redoblan su presión contra las empresas en la huelga de hoy

Una de las marchas de los trabajadores a principios de mes /Efe
Una de las marchas de los trabajadores a principios de mes / Efe

Tras fracasar la reunión del lunes entre patronal y sindicatos, los trabajadores anuncian piquetes y marchas en unos paros que se prolongarán también mañana

ERLANTZ GUDE

Nueva ronda de paros en el metal, el principal sector vizcaíno con unos 50.000 trabajadores. La falta siquiera de acercamiento en el encuentro del lunes entre la Federación Vizcaína de Empresas del Metal (FVEM) y los cuatro principales sindicatos vascos ha impedido revocar las huelgas convocadas hoy y mañana, cuarta y quinta promovidas desde mayo. Sindicalistas y trabajadores protagonizarán piquetes para presionar a las empresas que intenten operar con normalidad, al tiempo que marcharán entre Sestao y Barakaldo, desde las 11.20 horas, y por Durango, a las 11.30.

La última cita para abordar el convenio colectivo se saldó con otro estrepitoso fracaso al desestimar las centrales, aliadas en una inusual plataforma, la mejora salarial sugerida por FVEM. Concretamente puso sobre la mesa la actualización a enero de 2019 de las tablas salariales según el IPC de 2018 más el 0,75 %, incrementando las ejercicio, el aumento sería del IPC de 2019 más un 0,75%. En total, reivindicó FVEM, una subida en tablas a enero de este año del 4,15%.

Tras la infructuosa reunión, las partes retomaron el cruce de acusaciones. FVEM reprochó a ELA, CC OO, LAB y UGT no modificar un ápice su postura: «Muestran una vez más su voluntad de imponer unas condiciones que lastrarían la capacidad competitiva de las empresas, la futura viabilidad y su capacidad para generar empleo de calidad». Los sindicatos adujeron entre otras razones que ni se incluía 2018 en la tabla de subidas salariales ni se estipulaban aumentos «reales».

Novedosa marcha en Bilbao

Así las cosas, a los piquetes y las movilizaciones por Margen Izquierda y Duranguesado sucederá mañana otra ronda de presión en talleres y empresas y una nueva manifestación por el centro de Bilbao, con novedades. Dos grupos de manifestantes partirán de la avenida del Ferrocarril y la Clínica IMQ para confluir en el Sagrado Corazón rumbo a la plaza del Arriaga. La movilización por tanto no contempla esta vez acciones intimidatorias ante la sede de FVEM en la Plaza Euskadi.

Más información