El Ibex-35 encadena su tercera sesión al alza gracias a los grandes valores y pese a Boris Johnson

Bolsa de Madrid/EFE
Bolsa de Madrid / EFE

El selectivo español cerró la sesión con una subida del 0,21%, hasta los 8.747,10 puntos

CRISTINA VALLEJOMadrid

La sesión estuvo marcada por la actualidad política de dos países europeos. En primer lugar, por el Reino Unido. Allí, el primer ministro, Boris Johnson, solicitaba a la reina la suspensión del Parlamento para parar los intentos de evitar un Brexit sin acuerdo, como la moción de censura que planeaba el Partido Laborista que lidera Jeremy Corbyn. Isabel II, que no dispone de capacidad de maniobra para responder otra cosa, accedió a esa petición, por lo que la actividad de la Cámara estará suspendida entre el 12 de septiembre y el 14 de octubre, cuando la reina abrirá el nuevo periodo de sesiones con su tradicional discurso enteramente escrito por el Gobierno de turno. Con ello, la Cámara de los Comunes estará inoperativa hasta pocos días antes de la fecha definitiva del Brexit, el 31 de octubre.

La probabilidad de un Brexit sin acuerdo se ha incrementado, porque el Parlamento ve mermado su margen de actuación para evitarlo y Johnson ha reiterado su disposición a aceptar ese desenlace en caso de que la cuestión irlandesa siga siendo motivo de discrepancia entre la UE y los partidarios del Brexit. A ello hay que sumar la crisis política que se ha abierto en el país, puesto que supone hurtar al Parlamento de voz y de su papel de control al Ejecutivo en un momento crucial de la historia del Reino Unido, lo que ha alentado las críticas incluso dentro de las filas del Partido Conservador, el de Johnson. La mayoría de la Cámara está en contra de una salida a las bravas de la Unión Europea, como ha expresado en reiteradas ocasiones. Los grupos activistas de la oposición hablan incluso de «golpe de estado» para referirse a la maniobra de Johnson o, como mínimo, de atentado contra la democracia. 

La libra esterlina reaccionó a la baja: al cierre de la sesión europea, la divisa británica retrocedía un 0,44% frente al euro. Era la peor moneda de entre las principales, con la sola excepción del real brasileño.

En el mercado de deuda, la rentabilidad del bono británico a diez años cayó con fuerza, desde el 0,50% hasta el 0,44%. Quizás por la previsión de que el Banco de Inglaterra baje los tipos de interés. 

Pero el Ftse 100 británico era uno de los pocos de entre los grandes índices europeos que se encontraba en positivo, al anotarse al cierre un 0,35%. Quizás porque es el indicador británico más lleno de compañías exportadoras, que se ven favorecidas por la caída de la divisa. Pero el Ftse 250, en el que pesan las empresas más domésticas, cayó más de un punto porcentual.

El otro centro de interés del día estuvo en Italia. Allí se estaba pendiente de las negociaciones entre el Partido Democrático y el Movimiento Cinco Estrellas para llegar a un acuerdo de Gobierno que evitara la celebración de unas elecciones anticipadas que previsiblemente ganaría la Liga de Matteo Salvini. El pacto estaría a punto de cerrarse y el nuevo Ejecutivo estaría liderado por Giuseppe Conte como primer ministro, al igual que el anterior que compartieron la Liga y los Cinco Estrellas. 

Con ello, la rentabilidad del bono italiano a diez años estuvo a punto de caer del 1%, con lo que marcaba mínimos históricos. El interés del dos años italiano rozó el -0,20%, también mínimos históricos. 

Pese a las buenas noticias locales, el Ftse Mib de Milán cerró la sesión plano. 

El selectivo español se apoya en los 'blue chips'

El mejor indicador europeo, con la sola excepción del Ftse 100 británico, fue el Ibex-35, que terminó el día con una revalorización del 0,21%, para dar un último cambio en los 8.747,10 puntos. Encadenó su tercera sesión consecutiva de ascensos. 

El peor indicador del día fue el Cac 40 francés, con un descenso del 0,34%. El Dax alemán retrocedió un 0,25% y el PSI-20 de Lisboa, un 0,18%.

El selectivo español se apoyó en algunos de los grandes valores. Así, el más rentable del día fue Repsol, que se apuntó un 2,63%. Mientras, Telefónica e Inditex se apuntaron un 1,48% y un 1,44%, respectivamente. También en verde terminaron Iberdrola y el Santander, que sumaron algo más de un 0,10%. 

En negativo, Mediaset fue el peor, con un recorte del 2,14%. Después se colocó Indra, que retrocedió un 1,91%. IAG, Merlín Properties, Viscofán, Siemens Gamesa, Enagás y Meliá también bajaron más de un 1%. 

Ganancias en Wall Street

En Wall Street los indicadores se movían al alza. El Nasdaq y el S&P 500 se anotaban alrededor de un 0,25%, mientras que el Dow Jones se apuntaba cerca de un 0,7%.

El rendimiento de los bonos americanos a diez años continuaba por debajo del nivel del 1,50%, mientras que la rentabilidad del título a treinta años se situaba por debajo del 2% por primera vez en la historia.

En el mercado de divisas, el euro caía un 0,05% frente al billete verde, para marcar el nivel de 1,1085 unidades. 

El precio del oro hoy recortaba un 0,33%, hasta los 1.537 dólares la onza. 

Pero el crudo se movía al alza. El barril de Brent, de referencia en Europa, subía cerca de un 2%, hasta los 60,65 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, se apuntaba un 2%, hasta los 56 dólares. 

Claves de la jornada

- El Ibex-35 cerró la sesión con una subida del 0,21%, hasta los 8.747,10 puntos.

- Repsol encabezó los ascensos, con una subida del 2,63%. Mediaset fue el peor, con un retroceso del 2,14%.

- La libra cayó ante la suspensión del Parlamento británico, el Ftse 100 británico cerró al alza y fue el mejor del día, pero el Ftse 250, más doméstico, terminó con un recorte superior al 1%.