Euskadi marca un nuevo récord de afiliación de trabajadores extranjeros

Euskadi marca un nuevo récord de afiliación de trabajadores extranjeros

El País Vasco fue en junio la tercera comunidad con mayor aumento interanual de foráneos dados de alta en la Seguridad Social, que ya suman 62.335

Jesús L. Ortega
JESÚS L. ORTEGA

La recuperación sostenida de la economía también alcanza a los trabajadores extranjeros. La coyuntura mejora y aunque sea en mayor o menor medida lo hace para todo el mundo y, lógicamente, también para el colectivo inmigrante, que se ha enganchado al carro del crecimiento del mercado laboral vasco. Tanto es así que en junio pasado Euskadi registró un nuevo récord de trabajadores foráneos afiliados a la Seguridad Social, hasta alcanzar los 62.335. Cifra que representa un incremento del 11,03% (6.194 cotizantes más) sobre el mismo mes de 2017 y el tercer mayor aumento interanual de todas las comunidades autónomas, sólo por detrás del 13,21% registrado por Navarra y del 11,63% de Galicia.

Según los datos difundidos ayer por el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, el crecimiento vasco supera ampliamente además el aumento medio del 8,06% experimentado por el conjunto de España, donde el mes pasado se totalizaron 2.026.559 extranjeros afiliados al sistema. Todavía algo lejos del máximo histórico de 2.151.880 que se contabilizaron hace justamente diez años, en julio de 2008, en puertas de la última gran crisis económica. Así pues, mientras el País Vasco se encuentra actualmente en cifras récord desde que en enero de 2014 marcara su mínimo con 46.023 trabajadores foráneos, en el conjunto nacional, pese a haber remontado también desde su mínimo de 1.514.821 registrado en aquel mismo mes, la afiliación de extranjeros aún se encuentra casi un 6% por debajo de su máximo.

Nacionalizaciones

No obstante, a este respecto cabe apuntar que si bien en los tiempos más duros de la crisis se hablaba del regreso de los trabajadores inmigrantes a sus países de origen por haber perdido el empleo, hay que tener en cuenta que también se produjo entonces un amplio proceso de nacionalizaciones, sobre todo entre la población latinoamericana. Por ello, muchas personas que desaparecían de las estadísticas de cotizantes extranjeros lo hacían no por haber regresado a sus países, sino porque habían obtenido la nacionalidad española.

C. ZAFRA

Sea como fuere, el País Vasco se mantiene en la décima posición en la tabla que ordena las comunidades autónomas por el número de extranjeros afiliados, con un 3,08%. Cataluña está a la cabeza con un 24,1%, seguida de Madrid con el 19,6% y Andalucía con el 11,8%. La última es Cantabria, con sólo el 0,58%. El crecimiento sostenido de Euskadi en los últimos meses por encima de la media nacional -de mayo a junio se sumaron 1.274 más, un 2,1%, frente al avance del 1,1% del conjunto de España- parece consolidar a la comunidad como un lugar preferente para los trabajadores extranjeros. De hecho, el porcentaje de afiliados foráneos sobre el total de los 953.783 empleados vascos en activo se ha elevado hasta el 6,53%, mientras que sobre los 19.006.990 trabajadores de todo el país se ha reducido hasta el 10,66%.

Por territorios y ocupación

Dentro de Euskadi, la evolución de cotizantes inmigrantes por territorios refleja que Álava lideró el incremento interanual, con un 14,47% (1.473 afiliados más), seguida de Gipuzkoa, donde el aumento fue del 11,39% (2.250 más) y Bizkaia, con un crecimiento del 9,42% (2.470 personas). Si la comparación se hace sobre el anterior mes de mayo, en Álava el incremento fue del 4,85% (539 extranjeros afiliados más), en Gipuzkoa del 2% (445 más) y en Bizkaia del 1% (289 más).

De los 62.335 trabajadores foráneos que cotizan en el País Vasco, 51.783 lo hacen en el régimen general, 10.210 en el de autónomos y 342 en el del mar. Dentro del régimen general, 1.941 pertenecen al sistema especial agrario y 11.395 al del hogar, donde el 83,6% de ellos (9.527) proceden de países no pertenecientes a la Unión Europea, principalmente sudamericanos.

Una dinámica que se mantiene es que la gran mayoría de los extranjeros inscritos en la Seguridad Social -casi el 67,5%- proceden, precisamente, de fuera de la UE. Son 42.047, con predominio de marroquíes (5.945), nicaragüenses (3.287) y bolivianos (3.062). Los 20.288 restantes -el 32,5%- son ciudadanos comunitarios, con rumanos (9.483), portugueses (4.140) e italianos (1.536) a la cabeza.

Las claves

Crecimiento sostenido
Euskadi se consolida como un lugar preferente para los empleados inmigrantes
Procedencia
Los principales países de procedencia son Rumanía, Marruecos, Portugal, Nicaragua y Bolivia

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos