Fin a la aventura del gigante A380, el superjumbo europeo

El Airbus A380./Agencias
El Airbus A380. / Agencias

Airbus anuncia que deja de fabricar el avión más grande del mundo

PAULA ROSAS

Fin de trayecto para el superjumbo de Airbus. El último A380 será entregado en 2021. A partir de ahí, la compañía europea dejará de fabricar este gigante de los cielos, un modelo que nunca llegó a despegar económicamente. Uno de sus principales clientes, la aerolínea Emirates, ha llegado un acuerdo con Airbus para sustituir una parte de sus encargos por otros modelos que considera más eficientes. De los 162 aviones A380 que esperaba va a pasar a 123; a cambio, ha pedido cuarenta A330-900 y treinta A350-900.

Según el presidente ejecutivo de Airbus, Tom Enders, la consecuencia de esa decisión es que «nuestro carnet de pedidos ya no es suficiente para permitirnos mantener la producción del A380», a pesar de los esfuerzos que se han hecho en los últimos años para venderlo a otras compañías aéreas.

El A380, que empezó a fabricarse hace 12 años, es el avión de línea más grande del mundo. Con sus 800 plazas (en el modelo de cabina más abigarrado), Airbus buscaba descongestionar los grandes aeropuertos del mundo. Pero su gran tamaño ha sido también su mayor debilidad. Mientras la mayoría de las aeronaves en el mercado cuenta con dos motores, el A380 tiene 4, lo que supone el doble de posibilidades de sufrir una avería.

Isabel Toledo

También consume mucho más queroseno que el resto de modelos en un momento que se busca la economía de combustible. Su gran envergadura le hace imposible operar en muchos aeropuertos, y los que sí lo acogen han tenido que adaptar sus instalaciones.

Su producción se ha ido ralentizando con los años por la falta de pedidos. El acuerdo alcanzado el año pasado con Emirates dio esperanzas al superjumbo, ahora en vano. «Las consecuencias de esta decisión están en gran parte integrados en nuestros resultados financieros de 2018», ha dicho Enders en un comunicado, donde ha anunciado que la compañía aumentó su beneficio el año pasado en un 29% hasta 3.054 millones de euros.

El constructor calcula que el abandono del A380 costará entre 3.000 y 3.500 empleos en los próximos 3 años, aunque el pedido de Emirates y el aumento del ritmo de fabricación del A320 iban a ofrecer «numerosas posibilidades de movilidad interna» para los empleados.

La aerolínea emiratí Emirates, señalada por Airbus como la causante del fin del superjumbo, ha mostrado su «decepción» con la medida adoptada. «Emirates ha sido un partidario incondicional del A380 desde su inicio. Si bien estamos decepcionados por tener que abandonar nuestro pedido y tristes de que el programa no se haya podido mantener, aceptamos que esta es la realidad de la situación», ha dicho en un comunicado el jeque Ahmed bin Said al Maktoum, presidente y director ejecutivo de Emirates.

Más información

 

Fotos

Vídeos