La feria de Bilbao se mantiene

Laso celebra con sus seguidores el triunfo cosechado en Bilbao./mireya lópez
Laso celebra con sus seguidores el triunfo cosechado en Bilbao. / mireya lópez

La respuesta de público fue parecida al año pasado con cerca de 3.500 espectadores, a pesar de las lesiones de algunos pelotaris que eran cabeza de cartel

JUAN PABLO MARTÍN

La Feria de mano de la Aste Nagusia de Bilbao mantiene sus constantes con respecto a las anteriores ediciones. La última se cerró el sábado con unas cifras bastante similares de asistencia con respecto al año pasado. Cerca de 3.500 espectadores se acercaron al frontón Bizkaia durante las cuatro jornadas que compusieron la oferta, aunque las lesiones de algunos de los pelotaris que eran cabeza de cartel no ayudaron a congregar más asistentes. Las dos finales de las que constó la cita fueron las que más público reunieron, mientras que los dos días intermedios volvieron a registrar las entradas más flojas.

La competición arrancó con el choque cumbre del Torneo Bizkaia por equipos que se había disputado a lo largo del mes de julio. Hace dos años se decidió trasladar la resolución el campeonato a agosto e incluirlo dentro de la Aste Nagusia y ha conseguido asentarse. La presencia de tres vizcaínos en los partidos decisivos ayudó a que obtuviera mejores cifras que en la anterior edición y el frontón rondó un tercio de su aforo de 3.000 espectadores.

Uno de los aspectos a mejorar que quedó patente conseguir atraer más público en las dos semifinales del Torneo Aste Nagusia que se jugaron el miércoles y el jueves. La primera fue la más floja a pesar de que el choque tenía su atractivo. No fue un buen partido por la probre actuación de Mariezkurrena II, recién salido de un mal de manos, y Urrutikoetxea y Albisu se llevaron un triunfo demasiado cómodo. A pesar de la victoria, el delantero de Zaratamo terminó con una rotura de fibras importante a la altura del pectoral izquierdo que le puede tener alejado de las canchas entre tres y seis semanas, por lo que no pudo disputar la final.

La del jueves también tuvo la baja de Zabaleta, que el martes terminó con la derecha tocada, aunque mejoró los números de la anterior y rondó los 700 espectadores. Altuna III y Rezusta vencieron a Elezkano II y Ladis Galarza en un duelo bastante más peleado. Como consecuencia de ello, el choque cumbre del Torneo Aste Nagusia quedó sin representación de pelotaris del territorio, circunstancia que pudo afectar a la presencia de público. Cerca de 1.200 espectadores presenciaron la resolución del campeonato el sábado.

Plano deportivo

Baiko Pilota apostó por Laso para sustituir al vizcaíno y fue un acierto desde el punto de vista deportivo. Estaba ante una buena oportunidad y sus seguidores se acercaron desde Navarra. El delantero firmó un encuentro redondo acompañado por un gran Albisu y se hicieron por primera vez con el torneo. Rompieron los pronósticos que apostaban por el triunfo de los representates de Aspe, y permitió que el delantero de Bizkarreta Gerendain confirmara el buen momento que atraviesa, porque también fue clave en el triunfo de su equipo en el Torneo Bizkaia el martes al ganar su duelo del Cuatro y Medio. El frontón de Miribilla pudo ver una de las mejores versiones de Laso en parejas, porque casi todas las decisiones que tomó fueron correctas.

El zaguero de Ataun fue nombrado mejor pelotari de la cita la primera vez que se subió al cajón más alto del podio. Firmó dos buenos partidos. El segundo tuvo una mayor dificultad, pero supo reponerse de un inicio complicado y dominar la situación en la segunda parte de la contienda.

Demostración de poderío de Artola y Zabaleta en el torneo de Elgoibar

Artola y Zabaleta se adjudicaron ayer la segunda edición del torneo San Bartolomé de Elgoibar tras vapulear a Irribarria e Imaz (2-22) en el frontón de la Ikastola. Formaron juntos por primera vez tras la apuesta de las promotoras de confeccionar parejas mixtas y tiraron de poderío para doblegar a unos rivales que nunca consiguieron ponerles en dificultades. El zaguero de Etxarren regresó tras superar los problemas en la derecha que sufrió el martes en Bilbao y demostró que se encuentra en buenas condiciones.

Suyo fue el dominio del encuentro desde los compases iniciales y facilitó que el de Alegia pudiera disponer de pelota franca para acabar el tanto con comodidad. El partido se cerró en poco más de media hora y 252 pelotazos. Artola finalizó una docena de tantos, de los que cuatro fueron con la jugada inicial. Zabaleta acabó otro par atrás. Ambos concluyeron el choque sin cometer un solo error.

Irribarria e Imaz no tuvieron su tarde. El delantero de Arama volvió a firmar otro partido irregular en el que su pegada sirvió de poco y tampoco estuvo nada fino a la hora de acabar. Muchas veces entró forzado y tuvo que conformarse con un dos tantos hechos. El zaguero de Oiartzun sufrió demasiado. La presión le pudo y estuvo muy incómodo durante todo el choque. El parcial de 1-12 con el que se llegó al primer descanso obligatorio fue una clara muestra de lo que podía suceder, y los colorados no consiguieron revertir la situación frente a unos rivales crecidos.