«El rugby siempre fue un deporte inclusivo, hay lugar para todos»

Hugo Porta, el jueves en Bilbao. /EL CORREO
Hugo Porta, el jueves en Bilbao. / EL CORREO

De paso por Bilbao, la leyenda de los Pumas argentinos elogia el torneo organizado este domingo por el Getxo y admite que le gustan los premios como el One Club Man/Woman del Athletic, porque él jugó toda su vida en el mismo equipo

JAVIER MUÑOZ

La casualidad decidió muchas cosas en la vida de Hugo Porta (Buenos Aires, 1951). Empezó de medio melé, pero le propusieron ser apertura. Y triunfar en ese puesto l a brillar en el Banco Nacional, su club de siempre, y a ser el capitán de los Pumas (selección argentina) en los ochenta, cuando el balón ovalado no se había profesionalizado formalmente. Arquitecto de profesión, fue mejor jugador del mundo en 1985; luego ejerció de embajador de su país en Sudáfrica, donde trató a Nelson Mandela, y más adelante fue secretario de Deportes de Argentina. La casualidad ha vuelto a aparecer y lo ha llevado a Bilbao esta semana en vísperas del I Torneo de Rugby Inclusivo de Getxo el domingo, una iniciativa que elogia. Participan el Getxo, Universitario de Bilbao, Gaztedi de Vitoria y Hernani (Fadura, desde las 9,30 de la mañana). Esta iniciativa se la han podido explicar porque, tras viajar a Londres por un torneo benéfico de polo, a beneficio de la fundación Laureus cuya sección argentina preside, un amigo lo animó a pasarse por la capital vizcaína, donde habló con EL CORREO sobre el rugby, el amor a los colores y la ciudad.

– Usted ya conocía Bilbao. ¿Cómo la calificaría como arquitecto?

– Aparte de la infraestructura y planificación, de sus edificios y sus museos, me atrae y sorprende la calidad de vida. Una de las cosas que más me ha impresionado es poder escuchar el silencio; lo ordenada y limpia que está la ciudad. La verdad es que da gusto.

– Este fin de semana se va a celebrar en la vecina localidad de Getxo, un torneo de rugby inclusivo, otro ejemplo de la labor social que desarrollan los clubes vascos (Getxo, Universitario, Gaztedi, Hernani). ¿Qué le parecen esas iniciativas?

– Entiendo que esa es la finalidad del deporte; transmitir los valores dentro de un campo de juego, donde las reglas son las mismas para todos; saber que cada cual desempeña un rol, como en la sociedad. Que uno pase mejor o peor la pelota, que 'tacklee' (plaque) más o menos… lo importante es que se prepare para el otro partido, el partido grande de la vida. Es el que se juega después y seguramente es mucho más largo.

El argentino, en un partido amistoso de homenaje con los Pumas.

– ¿Cómo animaría a un chico a aficionarse al balón ovalado?

– Primero, que acerque al deporte en general; y al rugby en especial porque es lo que yo jugué y conocí. Es un deporte noble, ayuda a formarse, divertirse y hacer amistades que duran toda la vida. Y le diría que los perdedores son importantes, porque sin ellos no habría 'cracks'.

– La primera vez que le propusieron cambiar de medio melé a la posición de apertura, ignoraba qué tenía que hacer exactamente.

– Fue así. Pero las oportunidades pasan y uno las toma o las deja. Y cuando se toman, hay que hacer lo mejor de ellas. A mí me ha ocurrido eso. Me gustó el desafío y puse todo para lograrlo.

– ¿Sobrevirirá su concepción amateur del balón ovalado, del deporte con valores?

– Creo que sí. Ese rugby trascendente, el que te permite disfrutar de las relaciones que hiciste cuando jugabas, no va a morir. Seamos honestos, el profesionalismo es para pocos. Yo diría que no es inclusivo, y el rugby siempre lo fue, todos tenían su lugar. Estoy seguro de que en Argentina sobrevivirá, porque la estructura de clubes es muy importante y ellos son los dueños de este juego. El profesionalismo se nutre de su trabajo.

Porta, con Nelson Mandela cuando era embajador argentino en Sudáfrica.
Porta, con Nelson Mandela cuando era embajador argentino en Sudáfrica.

– El Athletic concede un premio (One Club Woman y One Club Man) a las y los futbolistas que han desarrollado su carrera en un solo club. ¿Le gustaría recibir un galardón así?

– Sin dejar mi humildad de lado, sé que califico para ello (risas). He jugado en el Banco Nacional toda mi vida; sólo en mi país y sólo para el seleccionado argentino, así que me encantaría ser merecedor de un premio como ése. Quizá pueda valer que no llegué a ser futbolista por casualidad (probó con el River Plate).

El Mundial

– En septiembre comienza el Mundial de rugby XV de Japón. ¿Qué diferencias encuentra respecto al de 1987 en el que usted participó?

– El rugby actual está tan planificado que hay poco lugar para el talento. En mi época había más espacio. La envergadura de los jugadores es distinta y el juego, mucho más veloz y físico. A mí me preocupa eso. Ves a jóvenes que ya tienen dos o tres operaciones encima. Hay que pensar en el jugador cuando deje de competir.

¿Qué espera que ocurra en Japón?

– Será un Mundial atractivo y bien organizado, porque los japoneses son ideales para ello. Me ha llamado la atención la cantidad de aficionados argentinos que irán. Va a ser muy interesante. Algunos países del hemisferio norte están pasando por un momento muy bueno: Gales, Irlanda e Inglaterra, sin duda una de las aspirantes al título. Después, tratándose de un Mundial en Japón, los países que están más cerca, los neozelandeses, los australianos, del hemisferio sur, apuntan con equipos muy competitivos. Los All Blacks serán el equipo a batir.

– ¿Cuales son las expectativas de Argentina?

– Llegará muy bien. Se demuestra viendo a los Jaguares (equipo profesional creado por la Unión Argentina de Rugby para competir en el Super Rugby, la Champions del hemisferio sur). Seguramente la Unión de Rugby decidirá elegir a los mejores jugadores, de modo que a los Jaguares se les sumarán nombres importantes que juegan en Francia e Inglaterra. Pero les aguarda un torneo duro. Vamos a estar en una zona muy difícil, que incluye a Inglaterra y a Francia (grupo C, con Estados Unidos y Tonga). Las lesiones tendrán un papel importante, porque va a depender mucho de la profundidad de plantel para ver cómo se suple o se reemplaza a los que se vayan lesionando.

–¿Qué aconseja al rugby XV en España, cuya selección no estará presente en Japón?

– La cosas no se dan de un día para otro; generalmente son consecuencia de algo. España debe hacer un trabajo planificado, de base; un rugby autóctono, con muchos más españoles y no tantos jugadores del exterior. El que llega de fuera es un jugador golondrina que viene por una temporada y se va. Lo importante es tener un rugby nacional, local, que permita elegir jugadores y trabajarlos a largo plazo con un plan.

Pablo Pineda, invitado de honor al torneo de Fadura

Pablo Pineda, escritor, conferenciante, actor, diplomado en Magisterio y primer europeo con Síndrome de Down que consiguió una licenciatura universitaria, es uno de los invitados al I Torneo de Rugby Inclusivo 'Harresiak Apurtuz' (Rompiendo barreras) de Getxo. Su intervención tendrá lugar a las 13.30 en el salón de actos del polideportivo de Fadura, escenario de los partidos, y versará sobre diversidad e inclusión.

Pineda es una figura popular que recibió la Concha de Plata del Festival de Cine de San Sebastián en 2009 por su papel en el film 'Yo, también'. Trabaja para la fundación Adecco y ha impartido charlas a firmas como Coca Cola y Airbus. Está preparando una licenciatura en Psicopedagogía e interviene en el programa de TVE 'Donde comen dos', junto al actor madrileño 'El Langui'. Su intervención pondrá el broche de oro en Fadura a un torneo deportivo en el que participan Getxo Rugby, Universitario Bilbao Rugby, Gaztedi RT, Hernani CRE

Programa del torneo

9:30
. Recepción de los equipos invitados y recogida de acreditaciones de los jugadores.
10.30
. Partidos: Getxo Rugby-Hernani CRE | Universitario Bilbao Rugby-Gaztedi RT
11:10
. Partidos: Getxo Rugby-Universitario Bilbao Rugby | Hernani CRE-Gaztedi RT
11:50
. Partidos: Getxo Rugby-Gaztedi RT | Hernani CRE- Universitario Bilbao Rugby
12:30
. Comida.
13:30
. Ponencia de Pablo Pineda.
15:00
. Tercer tiempo y entrega de premios.

Temas

Rugby