Entrevista

Eduardo Álvarez Aznar: «No me conformo con haber llegado a la final»

Eduardo Álvarez Aznar./FEI/Liz Gregg
Eduardo Álvarez Aznar. / FEI/Liz Gregg

El jinete madrileño puede hacer historia en la final de a Longines FEI Jumping World Cup al ser el primer español en ganarla en 40 años de esta competición

JESÚS BALLESTEROSGotemburgo

El español Eduardo Álvarez Aznar está a un paso de hacer historia en el mundo de la hípica. Así, como suena. El jinete madrileño se ha clasificado de forma brillante para la final de la Longines FEI Jumping World Cup que se está celebrando estos días en Gotemburgo (Suecia) y podría ser el primer español en proclamarse campeón desde que la competición se viene celebrando desde 1979.

En pocas hora volverá a saltar al circuito a lomos de su caballo Rokefeller de Pleville Bois Margot en busca del más difícil todavía. Asume la dificultad, pero avisa que no se conforma con estar entre los mejores. Su reto, superar el sexto puesto del año pasado y, por qué no, entrar en los libros de historia.

¿Esperaba llegar a la final como primero en el ranking?

Esperanzas de llegar a la final había porque el caballo estaba saltando con mucha regularidad ene los últimos años y en el picadero cubierto se siente muy seguro. Entrar como primero en la clasificación no es que no me lo esperaba, pero los resultados han sido buenos. Se ha hecho la mitad del camino y queda lo más difícil.

Y eso que no ha sido fácil clasificarse para esta final.

En Amsterdam, que no hace tanto, estaba justo de puntos. Conseguí los puntos suficientes y aquí está. El caballo y yo nos conocemos muy bien, tenemos mucha compenetración. Espero que éster a la altura. Va a ser durante muchos años el mejor caballo que he montado en mi vida. Espero que dure y que pueda seguir saltando con él.

¿Estáis en el mejor momento de forma?

Lo hemos intentado preparar para esta final, y parece que está en un gran estado de forma. El caballo está en uno de sus mejores picos de forma del año. Espero que para la final esté todo bien. Yo estoy confiado con él, estamos los dos en un buen momento y con un caballo así montas más tranquilo y más relajado.

¿Piensa en cómo puede ser la final?

No me pongo a pensar en lo que puede pasar. El caballo me da mucha seguridad. Tengo que pensar que es un día más, que tengo que saltar como en un gran premio más y hacerlo bien para no meterme más presión de la que ya tiene una final. Intentaré estar lo más tranquilo posible y que el caballo esté bien.

Parece que no hay claro favorito para ganar la Copa Mundial.

Este año hay mucha igualdad por la clasificación de los dos primeros días. Cualquiera puede ganar. Hay poca diferencia en lo que a puntos se refiere. Puede pasar cualquier cosas, sobre todo porque hay dos mangas. Está todo en un puño. Tengo que salir como si fuese un concurso normal y con la cabeza más fría posible. Al ser dos vueltas, la presión, el margen o no de error. Son pequeñas cosas que van sumando.

¿Cómo valora el circuito aquí en Gotemburgo?

Son pruebas exigentes, es una final, el trazado no tenía respiro con alturas muy grandes y fondos anchos. Es una pista que no es fácil, y todo va sumando. La pista es oval y el circuito estaba bien puesto y a ver qué nos espera en la final.

¿Se da por satisfecho al entrar en la final?

No hay nada hecho, estamos a mitad de camino, queda la final, dos mangas muy duras. Aquí es donde empieza la final de verdad y hay que estar al 120 por ciento. No me conformo con haber llegado a la final. Hay que intentarlo todo.

Más información

Temas

Hípica