Este contenido es exclusivo para suscriptores

Todo el contenido de EL CORREO desde 4.95€ al mes. Disfruta sin límites

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app exclusiva sin publicidadInteractúa con los periodistasNuevas newsletters de autorOfertas y eventos exclusivos

Otro Top10 para la colección de Rahm

Rahm persigue con la mirada la bola mientras sujeta el putter durante la jornada doble de ayer en Pacific Palisades./AFP
Rahm persigue con la mirada la bola mientras sujeta el putter durante la jornada doble de ayer en Pacific Palisades. / AFP

El Genesis Open concentra su actividad y obliga al de Barrika a jugar 32 hoyos en nueve horas para acabar noveno

José Manuel Cortizas
JOSÉ MANUEL CORTIZAS

Es lo más parecido a coleccionar podios. Acabar en el Top10 entre 144 jugadores en la parrilla de salida es un símil razonable. Jon Rahm le ha cogido gusto a mantenerse entre los mejores, como reclama su posición en el sexto puesto del ranking planetario. Claro que puesto a escoger, como el resto de su competencia, optaría por jornadas de golf habituales y no los dos maratones que ha tenido que jugar prácticamente en dos días en Los Ángeles. Ayer arrancó un cuarto de hora antes de las siete de la mañana en mitad del hoyo 5, donde la víspera la luz natural no dio para más, acababa la tercera vuelta, se refrescaba e iniciaba la cuarta y entregaba su última tarjeta en el control al filo de las cuatro de la tarde en California. 32 hoyos y nueve horas de actividad en el Riviera Country Club. Lástima que en el sprint la mezcla de cansancio físico y mental, el viento y la proporcionalidad inversa de su inagotable ambición le llevaran por derroteros inesperados que emborronaron su tarjeta con un bogey en el 15 y un doble bogey en el 17 cuando la bola se negó a la primera a salir de donde estaba incrustada en un búnquer.