Fase de Ascenso a 2ª B

El Sestao River empata contra nueve y tras dos penaltis fallados

El Sestao River empata contra nueve y tras dos penaltis fallados

JUAN MARQUÉS

Una exigua igualada obtuvo el Sestao River a domicilio frente al Poblense balear en la ida de la segunda ronda de la promoción de ascenso a Segunda B (1-1). El equipo vasco no supo rentabilizar de mejor manera la circunstancia de jugar con dos futbolistas más durante casi toda la segunda parte, además de desperdiciar dos penas máximas y de marcarse un autogol al filo del descanso, pero al menos, evitó la derrota con un tanto del revulsivo Txema Pan en el minuto 72.

La mala fortuna en el remate y el buen hacer de la defensa local evitaron un mejor resultado para el bloque entrenado por Ibon Etxebarrieta. La primera ocasión del encuentro llegó recién rebasado el minuto 10 y la protagonizó Oskar Martín, salvando el portero Yeray bajo los palos. La iniciativa del juego fue cosa del Sestao River, al que, eso sí, le costó mucho finalizar las jugadas contra una defensa bien organizada y poblada. El propio Oskar Martín, nueve minutos después de su primera ocasión, forzó un penalti y la expulsión del central Calonge con tarjeta roja directa. Sin embargo, el omnipresente delantero del Sestao River lanzó la pena máxima al palo derecho. Con un jugador más sobre el césped, los visitantes se hicieron definitivamente con el control del partido. También hubo momentos de dudas, sobre todo en una ocasión del local Aitor, que se quedó solo frente a Ibon y el portero demostró muy buenos reflejos en el mano a mano y pudo abortar la ocasión.

Lo más cerca que estuvo de crear verdadero peligro el Sestao fue con los saques de esquina, muchos más que su rival, pero entre la defensa y el portero resistieron sin pasar demasiados apuros. Para más inri, en el tiempo añadido de la primera parte, el delantero local Diego corrió por una pelota en largo aparentemente sin peligro y eso obligó al visitante Murua a despejar con la mala fortuna de que la pelota pasó por encima del portero Ibon y se introdujo en su propia portería, aumentando las desgracias vizcaínas. Al comienzo de la segunda parte, Víctor Monteiro chutó a puerta y el central Mateo rechazó el esférico con la mano sobre la línea de meta. El árbitro pitó la pena máxima pertinente y expulsó al infractor, así que el Poblense se veía condenado a afrontar casi toda la segunda parte con nueve jugadores. En esta ocasión, Víctor Monteiro realizó el lanzamiento, pero el resultado fue negativamente similar al de Oskar Martín en la primera parte al enviar el balón a las nubes.

1 POBLENSE

Yeray; Miquel Jaume, Mateo, Calonge, Damià; Víctor, Lucas; Jaume Hernández (Álvaro de Dios, min. 26), Oller, Aitor (Marc Rojals, min. 91); y Diego (Pep Vidal, min. 50).

1 SESTAO RIVER

Ibon; Gago, Murua (Huete, min. 46), Jaime, Jonma; Aitor Villar, Huidobro (Pacheco, min. 80), De Eguino, Víctor Monteiro; Eneko Rubio (Txema Pan, min. 57) y Oskar Martín.

ÁRBITRO
Cánovas García-Villarrubia (Comité Valenciano). Expulsó con tarjeta roja directa a los locales Calonge (min. 21) y Mateo (min. 49). También expulsado Óscar Troya (entrenador del Poblense) (min. 73). Amarilla a Jaume Hernández, Lucas; Víctor Monteiro, Eneko Rubio, Murua y Jonma.
INCIDENCIAS
Municipal de Sa Pobla. 350 espectadores.
GOLES
1-0, min. 45+1: Murua, en propia puerta. 1-1, min. 72: Txema Pan.

Lógicamente, el Poblense decidió renunciar a la posesión del balón para encerrarse y mantener la ventaja del gol en propia meta del Sestao River, que tomó aún más el control del balón y empezó a asediar la portería defendida por Yeray. No obstante, el cuadro mallorquín estuvo muy vivo para hilvanar algún que otro contraataque. Así, en el minuto 67, Aitor se quedó totalmente solo frente a Ibon aunque Jonma hizo un gran esfuerzo para interponerse justo cuando el delantero iba a marcar, lo cual habría sido un golpe muy duro. La tensión del duelo fue creciendo hasta el punto de formarse una pequeña tángana tras una falta cometida por Víctor Monteiro sobre el local Lucas y zanjada por el árbitro sacando amarilla a ambos. Dos minutos después de ello, llegó el premio a la mochila del Sestao River. Una pelota al área creó confusión entre la defensa y el portero rival, y el más listo de la clase, el revulsivo Txema Pan, aprovechó el desbarajuste y envió la pelota al fondo de la red, estableciendo así el merecido y a la postre definitivo empate. La acción del 1-1 enfureció al entrenador del Poblense, Óscar Troya, que cargó de manera ostensible contra el asistente arbitral y acabó expulsado. La escuadra balear aguantó las oleadas de ataque de los vascos hasta el final del envite.

Temas

Fútbol