El vídeo más largo del mundo

Antoine Griezmann, durante una rueda de prensa en Rusia. /EFE
Antoine Griezmann, durante una rueda de prensa en Rusia. / EFE

Dos días después del estreno del documental sobre Griezmann, Piqué sigue recibiendo críticas por producirlo

ASER FALAGÁN

La sombra del vídeo de Griezmann persigue a Gerard Piqué. En una concentración española que aún mastica la destitución de Julen Lopetegui, la polémica bascula entre el error de De Gea y un vídeo que dos días después de su emisión ha levantado más expectación de la esperada. Sobre todo por tener como protagonista y productor a quienes pudieron ser compañeros, lo que ha provocado críticas barcelonistas hacia quien por otra parte es uno de sus jugadores bandera.

Tanto que el viernes, tras el empate contra Portugal, tuvo que salir al paso. Nunca regatea una respuesta y esta no ha sido una excepción. «No lo entiendo». Así de sencillo. Ni se arrepiente ni se lo pensaría dos veces antes de volver a hacerlo. Porque si algo le ha sorprendido es que «se llegara a discutir el compromiso con el club».

Así es como ha navegado del 'Se queda' de Neymar a 'La Decisión' de Griezmann. Solo ha pasado un año y el resultado ha sido el inverso, pero las consecuencias las mismas: calabazas al Barça. Si el verano pasado Neymar dejó Barcelona para fichar por el PSG, esta vez Griezmann sí que ha entonado en 'Me quedo', pero lo ha hecho para seguir en el Atlético de Madrid. Hasta aquí todo bien, pero el pequeño terremoto estalló por el modo de hacerlo, con un vídeo. Una forma bastante sorprendente que se quedaría en anécdota si no fuera porque está producido por Gerard Piqué. Incrédulo, el central se lamenta de que se ponga en duda su compromiso con su equipo.

Se ha visto obligado a explicar que cuando supo el desenlace, horas antes de emitirse el vídeo, llamó al presidente, pero el Barcelona no tenía ya margen de reacción. Y mantiene su postura con su discurso directo de siempre: «Es normal que la gente lo rechace porque todo lo nuevo genera debate. Yo creo que es bueno que el público vea cómo toma la gente decisiones importantes en su vida. Y el Fútbol Club Barcelona el mucho más grande que cualquier jugador. Está muy por encima de todo esto».

La reducción que se ha hecho del caso tampoco es exacta. Kosmos Studios , productora del documental, es efectivamente propiedad de Gerard Piqué, pero el futbolista asegura que no ha estado encima del proceso, como por otra parte resulta obvio. Pero la polémica vuelve a alimentar su figura gracias también a las redes. Esas en la que es tan activo (esta vez también) y tan propensas a alimentar malas contestaciones.