«Jugarse la clasificación para un Mundial es un sueño hecho realidad», subraya Yaser Hamed

Yaser Hamed, en un partido con Palestina./
Yaser Hamed, en un partido con Palestina.

El futbolista del Portugalete ha vuelto a la selección de Palestina para disputar la clasificación para Qatar 2022

PERU OLAZABAL

Yaser Hamed está en un momento muy dulce de su carrera. El zaguero del Portugalete fue convocado por primera vez por la selección de Palestina el pasado mes de junio para disputar la 'West Asian Cup' y destacó al disputar todos los encuentros y sobre todo, al marcar un tanto en su debut, que serviría para lograr la segunda victoria de los palestinos desde 2012. El futbolista nacido en Cruces, pero de padre palestino, ha estado en boca de todos al realizar unas pruebas en el Sporting de Braga, que no han terminado de ser fructíferas para él. No obstante, la selección le ha vuelto a dar una alegría al convocarle para disputar la clasificación para el Mundial de Qatar 2022, «un sueño hecho realidad» para el defensa jarrillero.

- Pasó de no contar con minutos en el Leioa a jugarlo prácticamente todo en el Portugalete y ahora le llega la convocatoria con la selección de Palestina. 2019 puede considerarse su año, ¿no?

- Sí, está claro. Cuando llegué en enero al Portugalete, ya eran primeros en liga y le sacaban muchos puntos al segundo, que era el Sestao River. Era complicado hacerse un hueco en la alineación, pero he acabado jugando prácticamente todos los minutos y estoy muy contento por esa parte. De ahí que haya llegado la llamada de la selección de Palestina, donde me he dado a conocer y les estoy muy agradecido.

- ¿Cómo reaccionó al recibir la noticia por parte del seleccionador palestino?

- No me lo esperaba para nada. No sabía ni quién era el seleccionador en un principio. De hecho, la primera vez que me llamó me quedé muy sorprendido, entré en shock y le colgué el teléfono porque no me lo terminaba de creer. Un minuto después, me volvió a llamar y ya lo asimilé.

- ¿Cómo fue su experiencia en la 'West Asian Cup' y en concreto, ese debut con gol incluido?

- Fue increíble. Estuve un mes aquí. Las primeras dos semanas fueron de preparación y entrenamiento diario, con dos sesiones al día. En ese 'stage' estuvimos entre 35 y 40 jugadores de los que solo se quedaban 23. Me sorprendió superar el corte y mucho más cuando el seleccionador puso mi nombre en la pizarra en el primer partido. Además, marqué en mi debut, así que hasta que pasaron unos días no fui consciente de lo que realmente había pasado.

- Ahora disputará nada más y nada menos que la clasificación para un Mundial. ¿Cómo lo afronta?

- La competición futbolística más grande y más importante es el Mundial y jugarse la clasificación para poder disputarlo es un sueño hecho realidad. Ahora está llegando a la selección gente de todas las partes del mundo y está siendo una experiencia increíble.

- Jugar para la selección estará siendo todo un escaparate para usted.

- Sí, totalmente. Aquí juegas a la vista de todo el mundo y más en esta clasificación para el Mundial. Ya desde la 'West Asian Cup' me llegaron ofertas de varios equipos árabes y sí parece que sea un buen escaparate estar aquí.

- De hecho, acaba de realizar un periodo de prueba en el Sporting de Braga. ¿Cómo le fue?

- Bueno, estuve una semana allí y el acuerdo estaba medio cerrado. Sin embargo, no me encontraba muy a gusto y al final no terminé firmando por el club.

- Seguirá, por lo tanto, en el Portugalete, que no ha empezado con muy buen pie la temporada.

- Sí, hemos empatado los dos primeros partidos y está claro que el 'Portu' está llamado a ser uno de los mejores equipos de la categoría o incluso el mejor, pero no hay que volverse loco. La liga es muy larga, estamos trabajando bien y hay que tomarse las cosas con tranquilidad.