«Es el cuento de todos los días», lamenta Arrondo

El Correo

FERNANDO ROMEROGernika

Urtzi Arrondo se mostraba resignado tras el nuevo empate cosechado por su equipo en Urbieta, el sexto consecutivo de los forales, que acumulan ya 18 a lo largo de toda la temporada. «Es el cuento de todos los días, sobre todo en casa», lanzaba con cierto hilo de impotencia. Y eso que su equipo volvió a cuajar un buen encuentro, más aún si se tiene en cuenta que enfrente estaba todo un Mirandés, «un equipo que dentro de cinco semanas va a estar disputando play-off de ascenso», reseñaba el técnico.

Sin embargo, esa buena actuación de los de la Villa Foral no pudo verse refrendada con una victoria a la que se hicieron acreedores en una muy buena primera mitad. «En la primera parte, salvo la acción del primer minuto suya, hemos sido bastante superiores. Hemos marcado muy al final, pero podríamos haberlo hecho antes e irnos al descanso con algún gol más al descanso», relataba. «Hemos tenido incluso más ocasiones de las esperadas», añadía. Unas oportunidades para marcar claras, principalmente por mediación de Mikel Abaroa. «Si cuando tienes ocasiones, eliges quién quieres que las tenga, eliges al más fiable. Y así han sido, han sido para él. No suele fallar esas ocasiones», lamentaba Arrondo. «Y en la que ha estado acertado, se la han anulado. Una jugada que deja muchas dudas. Nos cuesta meter gol y nos lo anulan. No tenemos suerte en ese sentido», proseguía.

Una vez más, Urtzi Arrondo quiso destacar el gran trabajo de sus jugadores: «tenemos que quedarnos con el trabajo del equipo. Estar en la situación en la que estamos y competir como estamos compitiendo dice mucho del equipo. Hay que quitarse el sombrero». «Hemos tenido partidos muy exigentes en estas últimas semanas. No nos han ganado y hemos tenido opciones de poder ganarles. Pero luego vemos la clasificación y no lo valoramos», manifiesta.

En este sentido, el de Beasain incidía en que el logrado ante el Mirandés «es un punto bueno si lo aíslas de la clasificación. Pero cuando han venido equipos que estaban abajo no les hemos ganado, y por eso estamos ahí. No peor este partido o por el del Logroñés Ha habido muchos partidos que hemos tenido que ganar y no los hemos ganado. Y por eso estamos donde estamos».

«La justicia en el fútbol son los goles, y nosotros en las áreas no estamos acertados. De poco valen las sensaciones. Lo que valen son los puntos. No tenemos los que queremos ni estamos consiguiendo los que queríamos. Desde esa fiabilidad que estamos teniendo, tenemos que pensar que algún día vamos a estar más acertados que el rival y vamos a ganar», concluía.