La victoria más amarga del Gernika

La victoria más amarga del Gernika
Mireya López

Los forales se imponen en Lasesarre, pero el triunfo del Real Unión frente al Tudelano les condena al descenso

PERU OLAZABALBarakaldo

El Gernika vuelve a Tercera tras una estancia de cuatro temporadas consecutivas en la división de bronce. Los forales no pudieron consumar el milagro, ya que a pesar de haber cosechado el triunfo por 1-2 ante el Barakaldo, también necesitaban que el Real Unión perdiese contra el Tudelano. Los fronterizos vencieron por 1-0 contra el conjunto navarro y disputarán el play-out. Los fabriles, que no tenían ya nada en juego debido a que aseguraron la cuarta plaza hace dos jornadas, conocerán este lunes a partir de las 16:30 horas a su rival para el play-off.

El Barakaldo fue quién llevó la iniciativa en los primeros compases del encuentro. El cuadro gualdinegro salió más enchufado y disfrutó de posesiones largas, impropias de la escuadra dirigida por Aitor Larrazabal esta campaña. Aunque esta vez parecían estar cómodos superando líneas mediante un juego de toque. Asimismo, desde el comienzo, alcanzaron el área contraria con cierta facilidad y en el minuto tres, Jon Aguirrezabala lo intentó con un disparo que salió rechazado a córner tras golpear en un zaguero del Gernika. En ese mismo saque de esquina, el balón se paseó por la línea de gol tras varias tarascadas en el área pequeña y los locales estuvieron a punto de estrenar el marcador. Incluso varios jugadores del combinado gualdinegro reclamaron que el balón había entrado.

1 Barakaldo

Viorel; Aguirrezabala, Picón, Erik Ruiz, Xabi Galán; Carles Marc (Antonio Sánchez, min. 59), Fernán Ferreiroa; Raúl Hernández (Barbosa, min. 72), De Paula (Villacañas, min. 72), Sergio García; Dopi.

2 Gernika

Diego Carrio; Kevin, Carracedo, Koldo, Aimar, Igor Arnáez; Gorka Larrucea, Ander Sáenz (Guarrotxena, min. 87); Gandiaga, Etxabe (Otiñano, min. 67), Abaroa (Ander Larrucea, min. 79).

goles
0-1; Ander Sáenz (min. 55). 0-2; Abaroa (min. 62). 1-2; De Paula (min. 66).
árbitro
Ruipérez Marín, del comité castellano-manchego. Amonestó al local Carles Marc (min. 23) y a los visitantes Gorka Larrucea (min. 25), Carracedo (min. 46).
incidencias
800 espectadores en Lasesarre.

Duró poco el fútbol de posesión de los fabriles y, pasado el primer cuarto de hora de choque, el Gernika se hizo con las riendas, aunque sin profundidad y sin crear peligro a la escuadra rival. La siguiente acción destacable, y también la primera ocasión para los visitantes, no llegó hasta el minuto 43, cuando Abaroa remató de cabeza un buen centro desde la banda derecha que atajó Viorel.

Tras el descanso, los locales volvieron a mostrarse superiores. A los tres minutos de dar comienzo la segunda mitad, Sergio García lo intentó con un disparo potente aunque muy centrado que pudo rechazar Diego Carrio. No obstante, las cosas cambiarían en cuestión de escasos minutos ya que, en el 55', Ander Sáenz aprovechó un centro desde el costado izquierdo para quedarse solo delante de Viorel en el interior del área. Solo tuvo que meter el pie para batir al meta fabril y dar esperanzas a los gernikarras.

Este tanto supuso un subidón de moral para la plantilla de Urtzi Arrondo que, siete minutos después, amplió su ventaja en un saque de esquina que remató Abaroa con su pierna derecha desde el segundo palo. El derbi vivía su tramo más apasionante, sin ninguna duda, y el Barakaldo se encargó de darle más emoción aun. En el minuto 66, el cuadro gualdinegro recortó distancias con un soberbio golazo. Picón le puso un balón largo a De Paula desde el círculo central y éste, en la frontal del área, remató con la testa para ejecutar una vaselina sobre Carrio y recortar distancias en el marcador. A partir de este momento, los forales se encerraron en su campo para aguantar el resultado y los fabriles lo intentaron sin demasiada determinación, por lo que los tres puntos cayeron hacia el lado visitante, aunque no sirvieron para salvar la categoría.