El Barakaldo camina hacia una cantera más profesionalizada

Del Pozo, en la grada de Lasesarre. /Barakaldo CF
Del Pozo, en la grada de Lasesarre. / Barakaldo CF

La entidad fabril incorpora la figura de captador de jugadores de fútbol once, un cargo que desempeñará Ander del Pozo

PERU OLAZABALBarakaldo

Ander del Pozo acumula a sus espaldas más de diez años como entrenador de fútbol base y, en concreto, desde hace dos, desempeña el cargo de técnico del cadete del Barakaldo, además de realizar la labor de tecnificación de los porteros de fútbol 7. Este profesional del balompié tiene ahora un reto mucho más grande por delante, ya que ha sido escogido para realizar la labor de captación de jugadores de fútbol once para la cantera fabril.

Una nueva figura dentro de la estructura de la entidad gualdinegra que busca mejorar y dar pasos hacia la profesionalización del fútbol base del club de Lasesarre, siguiendo la línea llevada para el primer equipo, que desde hace varias temporadas entrena por las mañanas y cuenta con futbolistas que se dedican en exclusiva a la práctica del fútbol.

El trabajo de Del Pozo se basará en «hacer un estudio de las plantillas que tienen los equipos de fútbol 11 del Barakaldo, ver sus puntos débiles y, a través de visualizar muchos encuentros, intentar cubrir esos puestos», explica el preparador fabril. Para llevar a cabo esta función, «hay que ver muchos partidos, muchas veces del mismo equipo, porque un solo partido no dice nada, y hace falta mucha paciencia y muchos kilómetros de coche», añade.

Sin embargo, ser captador no solo se trata de ojear y fichar jugadores, ya que Del Pozo sostiene que la mayor parte del tiempo lo debe dedicar a «conocer perfectamente a las plantillas que tienes y saber qué quieres a futuro».

Este trabajo no sustituye a ninguno de los actuales cargos, sino que es una herramienta más para apostar por la cantera. Mientras, Félix del Val proseguirá realizando la labor de Coordinador General y Asier Pérez se mantendrá como captador de fútbol 7. Del Pozo defiende que «se quiere mantener el gran trabajo que se hace en el fútbol siete, también en el fútbol once». Su labor comprende entre los infantiles nacidos en 2006 y los juveniles nacidos en el 2000, y el foco lo pondrán en conseguir «plantillas asentadas, que se conozcan, jugadores comprometidos con el club y que sientan lo que es el Barakaldo», indica Del Pozo.

Por ello, se priorizará la búsqueda de jugadores del pueblo, ya que «los mejores jugadores de Barakaldo tienen que estar aquí y su mayor sueño tiene que ser triunfar en el equipo», manifiesta. Asimismo, se tratará de completar las plantillas con futbolistas de otras partes de Bizkaia cuando haya necesidad. En este caso, pondrán la mira en «jugadores que conoces, de tu propia liga, con proyección, que pueden dar un paso adelante».

Del Pozo, para desarrollar esta tarea, mantiene que las únicas herramientas son «el instinto y crear un equipo de trabajo importante». De esta manera, los gualdinegros desean «mostrar que el Barakaldo apuesta por la cantera».

Salto al primer equipo

Actualmente, hay un total de 240 jugadores que forman parte del a cantera fabril. Durante esta campaña, cinco juveniles –Sergio Becerra, Aritz Pastor, Eneko Pastor, Galder Carreras y Kepa González– han debutado con el primer equipo en partidos de Copa Federación. Para el técnico vizcaíno, ese es «un espejo donde los demás pueden mirarse, así el resto ve que es posible jugar en el primer equipo». La la idea de esta medida surge para tener más medios y mejorar la cantera de los fabriles. «El Barakaldo es un equipo grande, que quiere estar en lo más alto en cuanto al fútbol de formación», afirma.

Para que los gualdinegros sigan creciendo en materia de cantera, apunta que el próximo paso debe ser «dar un salto de calidad en cuanto a las instalaciones en los próximos años», ya que La Siebe se queda algo pequeño. También incide en la relevancia que tendría la creación de un conjunto filial, dado a que «el salto sería menos grande con un equipo B, aunque estuviera en categorías medias como División de Honor o en Preferente».

Pero Del Pozo no realizará sus labores de captación únicamente en el fútbol masculino del Barakaldo. Su labor también comprende en dar forma al conjunto femenino. «El club quiere hacer una apuesta fuerte con las chicas», desvela.