El Barakaldo busca volver a su mejor versión en Lasesarre

Larrazabal dando órdenes a los suyos en el pasado encuentro en casa ante el Langreo. /Mireya López
Larrazabal dando órdenes a los suyos en el pasado encuentro en casa ante el Langreo. / Mireya López

El conjunto gualdinegro espera demostrar con la visita el domingo del Calahorra que el tropiezo en Mareo ha sido «solo un accidente»

LAURA GONZÁLEZ Barakaldo

Un mes después de la primera derrota en casa, al Barakaldo le tocó sufrir lo mismo esta temporada pero a domicilio. Fue el pasado domingo en Mareo, ante el Sporting B, en un partido que el propio técnico gualdinegro reconoció que completaron la «peor primera parte» de todo el curso. Después de claudicar ante el líder, los vizcaínos se repusieron con tres triunfos consecutivos, algo que esperan que se repita de nuevo en esta ocasión, con la visita al feudo fabril el domingo del Calahorra (17 horas), conjunto que ocupa la duodécima posición. «Los chicos están con ganas de que llegue el partido para demostrar que lo del otro día fue solo un accidente. Hemos analizado qué fue lo que nos pasó y ahora queremos volver a la senda de la victoria, levantarnos lo antes posible», afirma de forma rotunda Larrazabal.

Y es que los de la Margen Izquierda, que pese a todo mantienen la segunda plaza de la tabla, a tres puntos del Racing y con la misma distancia de sus más cercanos perseguidores, Mirandés y Oviedo B, no pretenden otra cosa que recuperar las buenas sensaciones que le han acompañado desde el inicio de curso, para mantenerse todo lo posible en la zona privilegiada de la clasificación. «Una derrota entra dentro de lo previsto, si no fuera así tendríamos que estar haciendo otros números o tendríamos otros objetivos, pero para nosotros el más inmediato es el de llevarnos los tres puntos ante el Calahorra». Para ello Larrazabal confiesa que han llevado a cabo a lo largo de esta semana un trabajo y una preparación «minuciosa».

Un choque en el que los gualdinegros esperan recibir a un rival que también se presentará a la cita con ganas, y que buscará al igual que ellos, de forma insistente, un triunfo, ya que solo lo han conseguido en una ocasión en sus seis últimos partidos. «Arrancaron el curso muy bien pero llevan el último mes y medio que no están tan brillantes. Lograron ascender de Tercera con un bloque bastante compacto, al que sumaron algunos jugadores con calidad y pegada», afirma del técnico de Loiu. Los riojanos cuentan con dieciséis dianas a su favor, cinco más que el Barakaldo, y con esa misma cifra en contra, siendo uno de los equipos más goleados del grupo. El pasado domingo sumaron su tercer empate de la temporada, ante la 'Cultu', después de ver como hasta en dos ocasiones los de Durango consiguieron igualar el marcador.

Presión alta

Del Calahorra, Larrazabal destaca, entre otras cosas, su predisposición al juego. «Lo intentan, ya lo hemos visto, son un equipo que propone». Para contrarrestar esta faceta, el exjugador del Athletic apuesta por hacer que el contrario se sienta incómodo en todo momento, tratando de mantener «una presión alta, para que no se manejen ellos bien ahí». Además, también pone el foco en el área contraria, «tenemos que estar acertados», pero sin duda en la suya propia, para volver a finalizar el partido con la portería a cero, como ya hicieron en seis de las once ocasiones anteriores. «Indudablemente es una base importante de todo lo que conseguimos en los partidos y el equipo en ese sentido se implica bastante. Vamos a ver si somos capaces de mantener esa misma línea en casa otra vez».

En el capítulo de bajas, el Barakaldo recupera a Carles Marc por sanción pero pierde a Toni Sánchez, quien vio la quinta amarilla ante el Sporting B. En cuanto a los lesionados, Erik Ruiz se encuentra en la última fase de recuperación de su esguince y no podrá ser de la partida. «Con Raúl Hernández tengo dudas», reconoce el míster fabril, jugador que arrastra otro esguince desde la finalización de la quinta jornada liguera. Por su parte, Galán sigue entrenando con el grupo pero evitando posibles contactos, a la espera de ese último informe que determine cuándo el capitán pasará por el quirófano para operarse de nuevo de su hombro derecho.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos