Sexto partido sin ganar para el Arenas

Un lance del choque en Anduva. /CD Mirandés
Un lance del choque en Anduva. / CD Mirandés

Los areneros cierran esta primera vuelta con una derrota en Anduva

GUSTAVO CONDEMiranda

El Arenas inicia con mal pie el nuevo año tras perder ante el Mirandés en el Municipal de Anduva en el choque que cerró la primera vuelta del campeonato (3-1). Uranga adelantó a los hombres de Jabi Luaces, pero las dianas de Claudio Medina y Álvaro Rey antes del descanso neutralizaron el gol vizcaíno. Yanis se encargó de sentenciar para el cuadro local apenas iniciada la segunda mitad. Con éste, son ya seis partidos consecutivos los que el Arenas encadena sin conocer la victoria, lo que le mantiene en la duodécima posición de la tabla con 23 puntos, siete por encima del descenso y lejos de los puestos coperos, el gran objetivo de la temporada para el 'Histórico'.

Los rojillos trataron de llevar el peso del choque desde el pitido inicial y suyas fueron las primeras llegadas de peligro. Hugo Rama dispuso de una falta pegada al vértice, que estrelló en la barrera, pero el gallego sacó su guante a pasear para poner en bandeja un envío al corazón del área. Odei se elevó por encima de la zaga. Sin embargo, su potente testarazo se marchó por encima del larguero.

3 Mirandés

Limones; Paris, Sergio González, Odei, Kijera; Álvaro Bravo, Antonio Romero (Cerrajería, min. 83); Álvaro Rey (Ernest, min. 79), Hugo Rama, Yanis; y Claudio Medina (Miguel Díaz, min. 71).

1 Arenas

Txemi, Jordan, Gayoso (Jimmy, min. 71), González, Llerena, Uranga, Ramos (Urkiza, min. 71), Azkue, Dani López, Zamorano (Lozano, min. 83) y Güemes.

goles:
0-1, min. 19: Uranga. 1-1, min. 41: Claudio Medina. 2-1, min. 44: Álvaro Rey, de penalti. 3-1, min. 50: Yanis.
árbitro:
Catalá Ferrán (comité catalán). Amonestó en el bando visitante a Jordan, Gayoso, Uranga y Azkue.
incidencias:
Encuentro correspondiente a la jornada 19 de Segunda B disputado en el Municipal de Anduva ante la presencia de 1.915 espectadores.

Minutos después, sucedió lo mismo con otro cabezazo de Yanis. Su remate forzado tras recibir el pase de Claudio no encontró portería. De las ocasiones locales se pasó al gol visitante con el que se abrió la lata. Zamorano colocó un centro sin aparente peligro que Uranga cabeceó al fondo de la red, cruzando el balón al portero Limones (0-1). Los pupilos de Borja Jiménez se pusieron manos a la obra en busca de la remontada, sabedores de que disponían de una gran oportunidad de situarse a tan solo dos puntos del líder Racing. El lateral derecho Paris pudo empatar en una de sus clásicas galopadas. El jugador navarro se internó en el área, pero su lanzamiento raso no puso en aprietos a Txemi.

Los vizcaínos siguieron a lo suyo sobre el césped. En un rápido contragolpe tras pérdida mirandesista, Güemes estuvo a punto de ampliar la ventaja. El balón tocó ligeramente en un defensor para salir por encima del marco. Cuando el primer tiempo agonizaba, el Mirandés igualó el encuentro. Álvaro Rey y Kijera fabricaron la jugada por el costado izquierdo, el lateral vasco puso un medido envío que Claudio cabeceó a la red (1-1). La cosa no se quedó ahí y, antes de que el árbitro pitase el descanso, Azkue derribó a Álvaro Bravo en el área. Catalá Ferrán no dudó en señalar el punto fatídico ni Álvaro Rey a la hora de ejecutar el penalti, engañando por completo a Txemi (2-1).

El equipo rojillo regresó al campo con la intención de solventar el partido por la vía rápida. El tercer tanto no tardó en llegar. Álvaro Rey buscó a Claudio Medina en el área, pero finalmente el balón cayó en los pies de Yanis que, con pierna derecha, perforó el marco visitante (3-1). El duelo solo tenía un color y el técnico visitante Jabi Luaces trató de reactivar a su equipo con dos cambios. Los locales pudieron ampliar la ventaja en una nueva internada de Kijera. Yanis cedió el esférico a Antonio Romero, que golpeó desde la frontal de primeras, encontrando la gran respuesta de Txemi, que despejó con acierto el remate del andaluz.

El autor del tanto vizcaíno pudo devolver la emoción en los minutos finales. Uranga se revolvió en el interior del área y su remate se marchó alto. De ahí al final, el Mirandés controló el juego a su antojo ante un rival que apenas opuso resistencia.

 

Fotos

Vídeos