El Arenas sufre la segunda derrota ante su afición

Los rojinegros han sucumbido ante el cuadro cántabro. /Borja Agudo
Los rojinegros han sucumbido ante el cuadro cántabro. / Borja Agudo

Los rojinegros merecieron un mejor resultado frente a un rival con oficio capaz de aprovechar una de sus contadas ocasiones

IÑIGO SÁNCHEZ DE LUNAGetxo

El Arenas puso fin a su espectacular racha de seis jornadas invicto que les había aupado a la quinta plaza, al caer por la mínima frente a una necesitada Gimnástica de Torrelavega, que encadena dos triunfos consecutivos. Ambos conjuntos protagonizaron un encuentro generoso en intensidad pero carente de brillantez. El entrenador rojinegro realizó tres cambios respecto a la pasada jornada en Tudela, dando entrada a Gonzalo, , en sustitución de Lozano, Zamorano y Dani López, que esperaron su turno en el banquillo.

Desde el arranque, ambos equipos trataron de llevar la batuta del juego, si bien el Arenas tuvo dos buenas ocasiones en los primeros compases protagonizadas por Etxaniz. La primera, en un remate franco despejado por el guardameta cántabro y, unos minutos después, generando un buen pase al centro del área rematado por Azkue, pero se topó con una tupida maraña de piernas que desviron el lanzamiento.

0 Arenas

Carrio, Jordan, Gayoso, Alberto, Gonzalo (Dani López, m.71), Azkue, Aitor Ramos, Uche (Güemes, m.83), Etxaniz, Uranga, y Urkiza (Zamorano, m.83).

1 Gimnástica Torrelavega

Alex Ruiz, Fer, Bardanca, Camus, Luis Alberto, Cusi, Vitienes (Alberto, m.86), Palazuelos, Barbero (Cagigas, m.78), Víctor (Rozas, m.71) y Fermín.

Goles:
0-1. M.77. Vitienes.
Árbitros:
Julio Fermín Leo Ollo, del Comité Navarro. Amonestó por los locales a Gayoso. Por los visitantes Barbero, Luis Alberto,y Bardanca,
Incidencias:
Ochocientos espectadores en las gradas de Gobela

La respuesta foránea no tardó en llegar en un disparo envenenado de Vitienes bien respondido por Carrio, y dos saques de esquina consecutivos donde los centímetros de más de los jugadores visitantes no supusieron una ventaja añadida. Las idas y venidas fueron una constante, pero con mayor sensación de peligro por parte de los rojinegros, como una peinada atrás de Uche para ceder el balón a Uranga, que no pudo controlarlo en el área pequeña.

El ritmo bajó en el último tramo del primer período, deparando un juego más trabado con constantes interrupciones y jugadas de estrategia, sin ninguna incidencia en el resultado. El Arenas utilizó el último aliento antes del descanso, para poner cerco al área rival pero sin capacidad resolutiva en el último metro.

En la reanudación, todo continuó según el guion establecido. Solo Jordan Sánchez sacó una chispa de ingenio en una jugada por banda, centrando al punto de penali, donde Uche se atracó de balón para acabar enviando un lanzamiento muy por encima del travesaño. La jugada renovó los ánimos de los 'areneros', que dieron un paso adelante.

Una Gimnástica agazapada

La primera ocasión de este periodo se hizo esperar. Llegó en un libre directo botado por Jordan, que salió rozando la base del poste derecho. Con el paso de los minutos, los de Jabi Luaces se hicieron con el dominio del juego frente a una Gimnástica agazapada a la espera de sorprender en alguna contra. El dominio local a punto estuvo de obtener su recompensa en un saque de esquina rematado al poste por Alberto, cuando ya se cantaba el tanto.

En una de sus contadas llegadas, la escuadra dirigida por Pablo Ballestero generó peligro en un disparo de Barbero, pero el lanzamiento le salió muy flojo a las manos de Carrio. El mata rojinegro, un par de minutos después, nada pudo hacer para evitar que los visitantes se adelantaran en el marcador en otro duro disparo de Barbero. Con todo en contra, Luaces optó por dar entrada al terreno de juego de manera simultánea a Zamorano y Güemes para dar más mordiente a su ataque. El delantero baracaldés pudo igualar en el primer balón que tocó pero su disparo salió algo desviado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos