El Arenas se lleva el derbi de Urritxe

El once del Amorebieta posa antes del arranque del encuentro. /SD Amorebieta
El once del Amorebieta posa antes del arranque del encuentro. / SD Amorebieta

Los rojinegros se imponen en un encuentro en el que tuvieron el control en todo momento

PERU OLAZABALAmorebieta

Amorebieta y Arenas se enfrentaban en un derbi con toda la carne en el asador. Los rojinegros llegaban a Urritxe con mejores sensaciones pero sabiendo que los locales no les iban a regalar nada. El conjunto de Vélez necesitaba los puntos, volver a saborear la victoria y dar una alegría a su afición en campo propio. Sin embargo, los azules tendrán que esperar una semana más, y ya son ocho encuentros consecutivos sin ganar.

En una primera mitad muy pareja, los rojinegros se adelantaron en la acción más extraña del partido. Tras una serie de rebotes dentro del área, Dani López se encontró el balón y logró efectuar el disparo. Después del gol, la segunda parte fue muy distinta, el Arenas ejerció el control absoluto y dispuso de grandes ocasiones para ampliar la ventaja. Solo un enorme Jonmi pudo mantener con vida a los azules.

0 Amorebieta

Jonmi; Murgoitio, Chechu (Aitor Seguín, min.45), Simic, Aurtenetxe; Arregi, Bilbao (Oli, min.80); Mujika (Orozko, min.60), Iturraspe, Ortega; Tascón.

1 Arenas

Carrio; González, Llerena, Jimmy (Güemes, min.81), Gayoso; Jordan, Uranga, Azkue, Zamorano; Ramos (Urkiza, min. 66) y Dani López (Uche, min.71)

Goles:
(1-0, Dani López, min. 30)
Árbitro:
Raúl Martín González Francés, del Comité de árbitros de Las Palmas amonestó a los locales Murgoitio (min.2), Iker Bilbao (min.34) y Ortega (min.48) y a los visitantes Llerena (min.26) y Azkue (min.60).
Incidencias:
Minuto de silencio en memoria de 'Toto'. 400 espectadores en Urritxe.

Durante el comienzo del choque, ambos conjuntos desplegaron un gran juego ofensivo y mostraron ciertas carencias en el plano defensivo. Dejaron muchos espacios y permitieron el juego interior. Con el balón bajo su posesión, los dos equipos se sintieron cómodos, cada uno a su manera. El Amorebieta lo intentaba mediante contraataques y balones largos con los que llegaron al área. El Arenas trataba de mantener la posesión, con luces y sombras en la combinación de balón, pero cuando las cosas resultaban, provocaban peligro con mucha facilidad.

Los azules tuvieron ocasiones para abrir la lata. Tascón estuvo activo en ataque, provocando varias faltas en las inmediaciones del área rival que finalmente quedaron en nada. Pero las más claras las tuvo Iturraspe. El mediapunta de Abadiño se plantó hasta dos veces delante del portero tras centros por alto pero en ninguna de las dos resolvió con puntería y Carrio atrapó el balón sin demasiados problemas.

Los rojinegros, mientras tanto, se aprovechaban de los errores defensivos que el Amorebieta cometía a la hora de sacar el balón jugado. De hecho, el gol llega tras un córner botado por el Arenas que se queda en el área y tras una serie de rebotes y malos despejes, Dani López se encontró el balón y pudo finalizar a escasos metros de la portería de Jonmi para efectuar el 1-0.

Tras el descanso, Iñigo Vélez trató de darle la vuelta a la situación con un cambio claramente ofensivo. El extremo Aitor Seguín salía al campo por el central Chechu Meneses, atrasando la posición de Arregi y Ortega. Luaces reaccionó minutos después sustituyendo a sus dos delanteros y el plan le salió a la perfección. Cerró las líneas atrás sin dejar los espacios que les hacían vulnerables en la primera parte, por lo que los locales perdieron profundidad. Además, el Arenas logró controlar el juego definitivamente, llegando con más claridad al área. Solo Jonmi evitó el empate con varias atajadas espectaculares, convirtiéndose en uno de los mejores hombres del partido.

La segunda mitad fue de claro dominio rojinegro y el Amorebieta, abocado a la derrota, no dispuso prácticamente de ninguna opción. Con la victoria del Arenas, los de Jabi Luaces miran hacia arriba, posicionándose en la parte alta de la tabla, mientras que los de Íñigo Vélez tendrán que seguir trabajando en tareas defensivas y en convertir las jugadas en ataque para comenzar a llevarse los puntos y salir de esa zona de descenso.