Amorebieta

Mujika: «Estoy contento por volver al sitio que considero mi casa»

Aritz Mujika espera con ilusión en encuentro de Anduva/Mireya López
Aritz Mujika espera con ilusión en encuentro de Anduva / Mireya López

El atacante de los azules visita este fin de semana Anduva, donde pasó sus mejores años futbolísticos

PERU OLAZABALAmorebieta

Aritz Mujika es uno de los veteranos del Amorebieta. A sus 36 años, y tras 18 como profesional, afirma haber vivido sus «mejores años futbolísticos» en el Mirandés. Precisamente, este fin de semana se enfrentará a su exequipo, lo que le hace «ilusión». El extremo de Pasaia forma parte de la generación de jugadores que llegaron a la semifinal de Copa del Rey que perdieron en San Mamés. Esa andadura, curiosamente, comenzó en Urritxe, aunque no recuerda mucho de aquel encuentro.

El atacante 'azul' sostiene que las opciones para batir este sábado al Mirandés pasan por «mantener la portería a cero», algo que el Amorebieta no ha conseguido en lo que va de temporada. «Aunque las estadísticas digan lo contrario, tienen que ver en el campo que somos un equipo difícil, que les entre el nerviosismo de no poder marcarnos gol y, cuando tengamos las nuestras, marcarlas», comenta.

- El Amorebieta no pasa por su mejor momento, ¿cómo ve al equipo actualmente?

- Nos gustaría estar más arriba. Después de un inicio malo en el que encajábamos muchos goles y no conseguíamos puntos, sacamos la cabeza y el equipo ha estado más tranquilo al no vernos tan abajo. Ahora, poco a poco, estamos intentando no encajar tantos goles y ganar un par de partidos cuanto antes para poder salir de ahí.

- ¿Qué aspectos cree que debe mejorar el Amorebieta para salir de la zona de descenso?

- Lo que nos va a hacer salir del descenso es mantener la portería a cero. Estamos demostrando que gol tenemos, hemos marcado en casi todos los partidos y el haber encajado en todos los partidos es lo que nos hace estar en estos puestos.

- ¿Qué opciones tienen este fin de semana ante un equipo que va tercero, como es el Mirandés?

- Opciones, todas. Si mantenemos la portería a cero, mínimo sacamos un punto. Y si seguimos demostrando como hasta ahora de cara a gol, tenemos bastantes oportunidades, pero hay que empezar por mantener esa portería a cero.

- El Mirandés es el segundo equipo de la Liga que más goles marca y  el Amorebieta es el segundo que más encaja, ¿qué deben hacer para llevarse el partido?

- Corregir errores, porque normalmente los goles vienen por errores. Aunque las estadísticas digan lo contrario, tienen que ver en el campo que somos un equipo difícil, que les entre el nerviosismo de no poder marcarnos gol y, cuando tengamos las nuestras, marcarlas.

- En este equipo, hay bastantes jugadores jóvenes. Con su veteranía, ¿les aconseja y les guía un poco?

- Sí, en un vestuario hay que tener de todo, gente joven y gente con experiencia que sepa ayudar a los jóvenes a que estén tranquilos, a que trabajen y que no les coma la ansiedad de verse abajo porque la temporada es larga.

«Volver a casa»

- Fueron cinco temporadas y media y casi cien partidos los que jugó en el Mirandés. ¿Qué sensaciones tiene cada vez que vuelve a Anduva?

- Allí pasé mis mejores años de fútbol. Llegué en Tercera, ascendimos a Segunda B y en tres años ascendimos a Segunda haciendo un papel bueno en Copa del Rey. Mis mayores logros los he conseguido en Miranda y me siento muy orgulloso de formar parte de esa época del Mirandés. La gente me respeta mucho y estoy contento por volver al sitio al que considero mi casa.

- Es la etapa de su carrera que con más cariño recuerda. ¿Con qué momento se queda?

- Tengo varios. La Copa que hicimos es un recuerdo inolvidable, poder jugar una semifinal contra el Athletic no lo voy a olvidar nunca. Pero, los dos ascensos que conseguí allí fueron muy especiales. El de Tercera a Segunda B fue muy complicado y muy bonito. El ascenso a Segunda yo lo había intentado en varios equipos, llevaba cinco play-offs sin conseguirlo y, personalmente, fue muy importante.

- Y en esa famosa Copa del Rey de la que habla, la andadura comenzó en Urritxe. ¿Cómo recuerda aquel partido?

- Uff... No me acuerdo de mucho. Recuerdo que ganamos 1-0 con gol de Iván Agustín de falta y pudimos pasar. Luego tuvimos otras cuatro eliminatorias para poder llegar a un equipo de Primera. Me hace ilusión recordar esa época.

- Aquella aventura copera acabó en San Mamés ¿Tiene alguna anécdota de ese encuentro?

- Bueno, todo lo que vivimos alrededor del fútbol, lo que se vivió en la ciudad, en todas partes, nosotros mismos también... El foco mediático que tuvimos fue excesivo porque al final no se ve todos los años a un equipo de Segunda B jugando una semifinal de Copa. Entonces, sí que te llama la atención todo el foco mediático que tuvimos y, bueno, fue muy bonito estar en San Mamés con el campo lleno de gente.

- Tendrá muchas ganas de este partido o de marcar gol, ¿no?

- Sí, como en todos los partidos, tampoco te creas, en todos deseo marcar goles. Pero sí que volver a un sitio donde he jugado tantos años pues al final te hace ilusión, tienes amigos, conocidos... Entonces, al final, reencontrarte con esa gente, como no les ves hace mucho, pues hace ilusión.