El Barakaldo afronta el derbi con «bajas sensibles»

Azules y fabriles se citan en Urritxe. /Fernando Gómez
Azules y fabriles se citan en Urritxe. / Fernando Gómez

Hasta un total de cinco jugadores fabriles de peso en la plantilla podrían perderse el derbi ante el Amorebieta

PERU OLAZABALBarakaldo

El Amorebieta y el Barakaldo se enfrentan este sábado en Urritxe a las 16:30 horas en un duelo que está marcado por las diferencias que existen entre un club y otro en cuanto a los números que han mostrado ambos hasta este tramo de la temporada. El segundo de la tabla frente al decimosexto, 20 puntos de diferencia entre gualdinegros y azules, y no solo eso, sino que los fabriles son los mejores visitantes de la categoría y se cruzarán ante el segundo peor local.

No obstante, Aitor Larrazabal advierte que «fiarse de la clasificación no es bueno» y prefiere fijarse en que «en los dos últimos partidos, han puesto contra las cuerdas al todopoderoso Racing y han ganado en Tabira bien», por lo que sabe que será «un rival complicado». Frente a los santanderinos, los zornotzarras puede que realizaran el mejor partido en lo que llevan de campaña y pusieron en aprietos al Racing, aunque acabaran imponiéndose por 1-3. Ante la Cultural de Durango, ganaron por 0-2 y pusieron así fin a una racha de nueve enfrentamientos consecutivos sin conocer la victoria. Además, hay que incidir en que es un derbi, uno de esos choques en los que nadie regala nada, aunque para el técnico de Loiu la idea de derbi no pesa en su plantilla, ya que «al tener mucha gente de fuera, para nosotros es un partido más».

Un factor que puede lastrar al conjunto fabril es el tema de las lesiones. Hasta el pasado encuentro que les enfrentó a la Gimnástica, únicamente contaban con la baja de Xabi Galán, lesionado de su hombro derecho, pero el partido ante los cántabros fue duro y la enfermería de los gualdinegros ha sumado tres nombres. Fran García sufrió una fractura en la mano y todo apunta a que se perderá el derbi; y Víctor Villacañas y Sergio Benito son duda. Además, 'Dopi' está sancionado por acumulación de tarjetas. «Son gente de arriba que nos estaba aportando y son bajas sensibles», ha lamentado el míster. De todos modos, ha subrayado que «harán lo posible para estar con el equipo y apurarán sus opciones para llegar a un partido tan importante y tan determinante».

El rival únicamente cuenta con la baja por lesión de Mikel Álvaro, que no ha podido disfrutar de minutos hasta el momento. Los azules «juegan directo con la calidad que tienen por dentro con Martins, Ortega e Iturraspe, y arriba con dos delanteros que se complementan muy bien como son Orozko y Tascón», ha elogiado Larrazabal. Los zornotzarras son el segundo equipo que más tantos encaja, con un total de 26 dianas recibidas en 16 encuentros, después de la Cultural de Durango (28), lo que ha forzado a Íñigo Vélez a realizar un cambio de sistema, según el entrenador gualdinegro: «Han cambiado a defensa de cinco, merced a los problemas que estaban teniendo para dejar la portería a cero». El técnico ha mantenido que su plantilla sabe de la dificultad que les entrañará este choque, ya que les ha comentado que «Urritxe es un campo peculiar donde el 'Amore' no da un balón por perdido y donde las segundas jugadas son vitales».

«No tengo el objetivo del ascenso como prioritario»

Aitor Larrazabal ha querido aclarar antes del próximo enfrentamiento que no tiene «el objetivo del ascenso como prioritario». Quiere que sus jugadores fijen los pies en el suelo, acordándose de que él mismo llegó al club fabril «en una situación comprometida». «Sabemos que hay clubes que nos doblan y triplican en presupuesto», ha aclarado. Ha indicado que la temporada que vienen realizando «tiene mucho mérito», por lo que quiere «seguir en esa línea de trabajo». Aunque sostiene que «ponernos objetivos ahora no es nada bueno». «El equipo tiene que trabajar en base a lo que está haciendo sin ninguna presión, ahora en el ecuador no nos conviene ponernos un objetivo que no había hasta ahora», ha insistido. El tiempo y los futuros resultados dirán si el Barakaldo es un candidato firme para ascender a Segunda División, algo que no sucede desde 1980, es decir, hace 38 años.

 

Fotos

Vídeos