El Amorebieta, ante su primera 'final' en noviembre

Imagen del encuentro de la pasada temporada en Urritxe./Luis Ángel Gómez
Imagen del encuentro de la pasada temporada en Urritxe. / Luis Ángel Gómez

El conjunto azul viaja a tierras navarras para enfrentarse al CD Izarra, un rival directo con seis puntos más en la clasificación

PERU OLAZABALAmorebieta

El Amorebieta necesita puntos como el comer. Los azules encadenan siete encuentros consecutivos sin conseguir la victoria y este domingo, a las 17.00 horas en Merkatondoa, se enfrentan a un rival directo como es el Izarra. Los navarros están seis puntos por delante en la tabla. Ésta parece ser la ocasión perfecta para que los de Vélez terminen con la mala racha de resultados. «Nos viene bien enfrentarnos a un rival directo para ponernos a prueba», declara el técnico gazteiztarra.

Iñigo Vélez, a su vez, hace hincapié en que «tras el palo del Arenas, comenzó la semana muy difícil». No es fácil digerir tantos encuentros sin conocer la victoria, en los que, además, muchos de ellos se han escapado por meros detalles. No obstante, el técnico ve al bloque recuperado de ese último varapalo e incide en que «en los últimos entrenamientos el grupo ha estado increíble a nivel de actitud y compromiso y con las cosas claras». Por lo que para trabajar de cara a este partido, el gasteiztarra ha incidido más en el factor psicológico. «Es más un tema de sensaciones que deportivo, tenemos que pelear al máximo y debe haber concentración máxima», indica.

En estos casos, el apartado mental es importante para no hundirse y creer en la victoria cada fin de semana. En el factor técnico, Vélez asume que «en los últimos partidos, nos han creado menos ocasiones y tenemos más rigor ofensivo», por lo que ve cierta progresión en el juego de su equipo. Sin embargo, no olvida que «todas las que han llegado nos las han metido» e insta a no bajar la guardia, porque los anteriores enfrentamientos se han decidido por detalles y jugadas puntuales.

El Amorebieta viajará a tierras navarras con todos sus efectivos excepto Mikel Álvaro, por segunda semana consecutiva, lo que satisface al técnico de los azules por poder contar con prácticamente todos sus efectivos. Además, indica que «e todos concienciados de la importancia de este partido y agradezco el compromiso total que están teniendo todos, tienen muchas ganas». Vélez ve a su bloque unido y listo para hacer frente a esta situación.

No vale otra cosa que no sea ganar para los de Urritxe. Este es un partido crítico que puede suponer un punto de inflexión donde poder comenzar a levantarse psicológicamente y empezar de cero la temporada. Para Iñigo Vélez, esta será su primera final al frente de los azules: «En noviembre nos jugamos una final, es un rival directo y nosotros necesitamos tener la sensación de poder sacar esto adelante».

 

Fotos

Vídeos