Mercado

El Atlético ficha a Marcos Llorente por 40 millones

Marcos Llorente, con la camiseta del Real Madrid. /ABC
Marcos Llorente, con la camiseta del Real Madrid. / ABC

El centrocampista procedente del Real Madrid llega para sustituir a Rodrigo y firmará para las próximas cinco temporadas

Amador Gómez
AMADOR GÓMEZMadrid

Marcos Llorente ya es jugador del Atlético de Madrid. El futbolista procedente del Real Madrid se convirtió este jueves en rojiblanco tras el acuerdo alcanzado entre ambos clubes para el traspaso del centrocampista a cambio de 40 millones de euros. Marcos Llorente, de 24 años, llega al Atlético para sustituir a Rodrigo Hernández, que fichará por el Manchester City por 70 millones, el importe de su cláusula de rescisión.

Descartado por Zinedine Zidane y reclamado por Diego Pablo Simeone para cubrir la ausencia de Rodrigo, el Atlético califica a Marcos Llorente como «mediocentro de contención con capacidad para jugar también como zaguero» y como «un excelente pivote defensivo, con notoria capacidad de anticipación e intuición para interceptar pases rivales». Además, el Atlético recordó que en su debut en Primera, con el Alavés, «y con apenas 21 años, se erigió como el futbolista que más balones recuperó a lo largo de toda la competición, con un total de 303».

Hijo del exfutbolista Paco Llorente, que también jugó en el Atlético y el Madrid, Marcos firmará con el club colchonero un contrato para las próximas cinco temporadas una vez superado el reconocimiento médico. Después de que Zidane le abriese la puerta de salida, ante la necesidad de la entidad rojiblanca de sustituir a Rodrigo y el interés de Simeone, Marcos Llorente deseaba continuar su carrera en la capital tras haber estado cedido en el Alavés, y ser pieza clave del equipo vitoriano, subcampeón de Copa, en la temporada 2016-2017.

Marcos Llorente es el primer jugador que ficha directamente por el Atlético procedente del Real Madrid desde que lo hiciera José Manuel Jurado en 2006. Las características de Marcos Llorente, un futbolista muy físico y sacrificado, se adaptan al estilo del Atlético de Simeone, que ya quiso al canterano madridista hace dos años, aunque el mediocentro regresó al equipo blanco tras su etapa en Vitoria, para disputar sólo 36 partidos en las dos últimas temporadas, en las que ha marcado dos goles. Ignorado por Zidane, el pasado curso el centrocampista nacido en Las Rozas sólo jugó 16 encuentros, ya que Santiago Solari fue el único que le dio oportunidad. El técnico argentino le concedió la titularidad, pero el francés volvió a relegarle al ostracismo.

El Real Madrid solicitó en principio 50 millones de euros al Atlético para traspasar a Llorente, pero después de que el jugador manifestase su deseo de fichar por el equipo rojiblanco el acuerdo se cerró en 40. Aunque es un precio elevado, tal y como está el actual mercado, para tratarse de un futbolista joven y de proyección es una cantidad bastante asumible, acorde con su valía, teniendo en cuenta que venderá a Rodrigo por 70, cuando al ex del Villarreal lo compró por 20 más cinco en variables en diciembre de 2017.

«'Trabajo duro, conciencia tranquila'. Alguien me dijo esa frase una vez y define bien mi vida. No he dejado de aplicarla cada día. Como no he dejado de darlo todo ni de defender los valores que desde que era un niño me enseñaron. Pero uno no debe dejar nunca de trabajar, por mucho que crezca. Ni de soñar, por mucho que se cumplan algunos sueños.», escribió este jueves Marcos Llorente tras hacerse oficial su fichaje por el Atlético y despedirse de la que ha sido su casa desde los 14 años, que ahora abandona obligado, «sin nada» que reprocharse a sí mismo, «y sin nada que reprochar». Por su parte, el Real Madrid, cuando Marcos Llorente es el primer futbolista que traspasa una vez terminada su pésima temporada, quiso mostrar a Marcos Llorente «su agradecimiento por todos estos años de entrega y profesionalidad y por su comportamiento ejemplar, desde que llegó a la cantera blanca en 2008, hasta su trayectoria en el primer equipo».