El Athletic se fija en un juvenil navarro de origen lituano

El Athletic se fija en un juvenil navarro de origen lituano

JAVIER BELTRÁNBilbao

El lateral derecho juvenil Kajus Alisauskas, que ha jugado con la selección navarra Sub-18 esta misma temporada y que debutara ya con con el primer equipo del Cirbonero en Tercera División, está en el radar del Athletic para reforzar su conjunto del Juvenil de Honor de cara a la próxima campaña.

Alisauskas, cosecha del 2002, que juega habitualmente de lateral derecho y mide 1'79 de estatura, es nacido en Pamplona, residente en Cascante y de origen lituano. Obedece a uno de los jóvenes talentos de la inagotable cantera navarra, que en los últimos años fluye de otras como La Txantrea, CD Pamplona u Oberena. El organigrama técnico del Athletic maneja informes de Kajus, además de Osasuna y la Real Sociedad. En las próximas semanas se decidirá su futuro en función de qué club se decida a apostar por sus prestaciones. Un Cirbonero que ha quedado finalmente séptimo en el Grupo 15 de la Tercera División, en la que ha arrasado el líder Osasuna B. El Juvenil Nacional, donde ha jugado habitualmente Alisauskas, fue sexto en la tabla con 46 puntos.

Paralelamente, en la cantera de Lezama se avecinan muchos relevos, no solo de jugadores sino de entrenadores, con el aterrizaje de Joseba Etxeberria en el Bilbao Athletic y, posiblemente, Gorka Bidaurrazaga, en el Basconia. De hecho, de los 35 jugadores cedidos de la cantera entre División de Honor territorial, Tercera División y Segunda B, apenas un puñado de ellos tienen confirmada su continuidad la próxima temporada. Al resto ya se le ha ido comunicando las últimas semanas que se buscaran acomodo y que no se les renovaba sus contratos. Entre ellos Matías Lizarazu, cedido el último curso del Basconia al Somorrostro, o Ander Egiluz, en la SD Leioa. Otros como Tascón o Luengo, desde la SD Amorebieta, y Atangana del propio SD Leioa, sí tienen pasaporte de vuelta para reforzar al Bilbao Athletic.