Tour de Francia

Etapa y amarillo para Alaphilippe

Julian Alaphilippe celebra la victoria./ Reuters
Julian Alaphilippe celebra la victoria. / Reuters

Se convierte en el primer ciclista francés que se viste con el maillot de líder en la ronda gala desde Gallopin en 2014

JEAN MONTOISEpernay

Victoria y maillot amarillo: Julian Alaphilippe mató dos pájaros de un tiro este lunes en la tercera etapa del Tour de Francia, en Epernay, después de un gran ataque en las colinas de Champagne. El francés del equipo Deceuninck-Quick Step, número uno del ranking mundial de la UCI, pasó a la ofensiva en solitario en el muro de Mutigny, a 16 kilómetros de meta. En la línea de llegada sacó 26 segundos a sus primeros perseguidores.

Es el tercer triunfo de etapa en el Tour del corredor de 27 años, que se convierte de paso en el primer francés en vestir el maillot amarillo desde que lo luciera Tony Gallopin en 2014. En segunda posición llegó el australiano Michael Matthews y tercero fue el belga Jasper Stuyven. Con ellos entró el colombiano Egan Bernal (Ineos), que endosó cinco segundos a todos sus rivales en la clasificación general, incluido su compañero y defensor del título, el galés Geraint Thomas.

«Fue muy, muy difícil. Alaphilippe estuvo impresionante. Intenté seguirlo para lograr bonificaciones pero fue imposible. Todo el pelotón sufrió, yo creo. Después de una contrarreloj por equipos siempre es difícil el día después», indicó Bernal. «Me sentí OK dado el hecho de que las ascensiones cortas no son necesariamente lo que más me gusta», indicó por su parte su compañero Thomas.

La escapada del día se formó a partir del kilómetro 5 e incluyó a un belga, Tim Wellens, y a cuatro galos (Yoann Offredo, Anthony Delaplace, Paul Ourselin y Stéphane Rossetto). Ayudado por un viento favorable, el quinteto llegó a disponer de más de seis minutos de ventaja, pero el pelotón mantuvo siempre la presión.

Wellens, que se enfundó el maillot de lunares como líder de la montaña, dejó atrás a sus compañeros de fuga cuando quedaban 50 kilómetros de meta, pero el pelotón le atrapó en lo más alto de la cota de Mutigny (900 metros, un 12,2% de pendiente), que cruzó en cabeza justo por delante de Alaphilippe, antes de detenerse por un pinchazo.

Alaphilippe apareció en este 'muro' y arremetió en el descenso, abriendo una distancia de 50 segundos con el pelotón, un margen suficiente para imponerse pese a que el final picaba hacia arriba. En la primera etapa de esta edición de 2019 que pisaba suelo francés, Alaphilippe sumó su tercera victoria en el Tour, un año después de haber sumado un triunfo en los Alpes, otro en los Pirineos y el maillot de la montaña.

«Estaba muy motivado para hacer una gran etapa, el recorrido me iba bien», declaró Alaphilippe, muy emocionado. «Tuve cuidado de no verme involucrado en ninguna caída. Sentí que no iba demasiado mal de piernas, en la última subida difícil. Pero no pensaba quedarme solo tan lejos de meta. Cuando vi que tenía 30 segundos, lo di todo», radiografió el vencedor del día. «He soñado tanto con este momento... Sabía que me esperaban; he respondido. Es un momento de mi carrera que no voy a olvidar», explicó 'Alaf' derramando unas lágrimas.

Teunissen, descolgado

El primer portador de la prenda amarilla, el holandés Mike Teunissen, quedó descolgado en el muro de Mutigny y llegó a meta a cinco minutos de Alaphilippe.

Este martes, los sprínters tienen un terreno propicio en la cuarta etapa, disputada entre Reims y Nancy. El recorrido llano de 213,5 kilómetros a través de la Champagne y la Lorraine termina en una recta de 1.400 metros, con una curva a 280 metros.

«Hoy fue muy duro para nosotros», estimó el belga Wout Van Aert, segundo en la clasificación general pero a 20 segundos del nuevo maillot amarillo. «Mañana (por este martes), buscaremos la victoria de etapa con Dylan (Groenewegen)», anunció. «Se siente mejor después de su caída», aseguró.

«Voy a hacer lo posible para conservar el maillot amarillo», prometió el vencedor Alaphilippe, que tenía doble motivo para brindar con champán este lunes en la región que da nombre a la bebida espumosa.