Así es la Madrid-Lisboa, la non-stop que corre EL CORREO desde este viernes

Un equipo de lectores y periodistas de este periódico participa en una de las pruebas más duras del mundo en mountain bike

BRUNO VERGARA y JOSU GARCÍABilbao

Un equipo de periodistas y lectores de EL CORREO on+ participa desde este viernes en la Madrid-Lisboa Non Stop, una de las carreras de mountain bike más duras del mundo. La escuadra está formada por los lectores Rodolfo Marcos e Iker Lezama, que fueron agraciados en agosto en el sorteo que se realizó entre los suscriptores on+. Irán acompañados por Bruno Vergara y Josu García. Los reporteros correrán y relatarán la experiencia a través de esta web, aportando todos los pormenores de una prueba que tiene un límite de 55 horas para cubrir los 800 kilómetros que separan las dos capitales ibéricas. No estarán solos. Habrá 900 atletas, entre ellos 5 vizcaínos y 13 alaveses.

 

1

Carrera a relevos

 

Los corredores de EL CORREO van agrupados en dos equipos de dos. Participarán en la modalidad de dúo. Quiere decir que siempre habrá dos ciclistas pedaleando. Los otros dos descansarán en una autocaravana a la espera de tomar el testigo. En total, cada uno de los cuatro corredores deberá cubrir casi 400 kilómetros.

 

2

Orientación y pedaleo nocturno

Una de las dificultades que tendrán que sortear los participantes es la orientación. El recorrido no está marcado y tendrán que tirar del GPS. La organización les ha proporcionado los tracks. Otro aspecto a tener en cuenta es la noche. En esta prueba no se para. Los ciclistas, que utilizarán potentes focos, tienen que afrontar muchos tramos nocturnos, con el peligro que esto entraña en mitad del monte.

 

3

El recorrido

La prueba tiene 770 kilómetros, el 95% discurre por senderos y pistas. Apenas se toca carretera. Se atraviesan las provincias de Madrid, Ávila, Cáceres antes de entrar en el tramo portugués, en el que hay tres postas. El desnivel supera los 11.000 metros positivos, como subir 22 veces el Pagasarri. El paisaje es cambiante: desde páramos yermos hasta frondosos bosques de robles, pasando por la clásica dehesa extremeña.

4

Los protagonistas

Los lectores

Rodolfo Marcos. Residente en Barakaldo. 38 años. Amante del ciclocross, llegó a ser mundialista en 2001. Corrió en aficionados en el Cropusa de Burgos. En los últimos tiempos ha estado más centrado en las carreras de trail que en la bici.

 

Rodolfo Marcos
Rodolfo Marcos

 

Iker Lezama. Natural de Zalla. 39 años. Aficionado al deporte en general y a la bicicleta en particular. Es también el fundador de Bizkairoute, una empresa ofrece rutas de ciclismo por Euskadi.

Iker Lezama
Iker Lezama

Los periodistas

Bruno Vergara. Nacido en Bilbao. 34 años Aficionado a la bicicleta desde pequeño. Corrió en amaterus. En EL CORREO desde 2007. Conoce la Madrid Lisboa, ya que corrió esta prueba hace dos años.

Bruno Vergara
Bruno Vergara

 

Josu García. Nacido en Bilbao. 41 años. En el periódico desde 2000. Ha corrido y cubierto para el periódico dos Titan Desert o una Strade Bianche.

Josu García
Josu García

El asistente

Jon Espina. Nacido en Barakaldo. 34 años. Será el hombre orquesta: hará de masajista, conductor y cocinero. Es una figura clave, ya que los participantes necesitan de una persona que les de soporte y les cuida durante las 55 horas que durará el evento.

Jon Espina
Jon Espina

5

Las bicicletas

3 de los 4 ciclistas del equipo de EL CORREO llevarán bicicletas de doble suspensión. Son más pesadas pero a la larga resultan más cómodas. Son muchas horas pedaleando entre piedras y arena. Las cubiertas son más bien estrechas para rodar mejor, aunque se pierde algo de agarre. Las monturas son:

-Orbea Oiz Carbon TR M-LTD. Es una doble suspensión ideal para maratones. Ligera y equilibrada. Ideal para darle seguridad a un ciclista de carretera como Bruno, poco acostumbrado al monte.

-Specialized Epic FSR Comp 2014. También de doble suspensión. Una bicicleta cómoda y rápida, con un sistema de suspensión muy eficiente. La pilotará Josu.

-Giant Athem 2018. Doble suspensión también. Es una montura sobria, sin grandes alardes, pero que aporta comodidad y seguridad. Rodol estará a los mandos.

-Berria Bravo 2016. La más ligera de las cuatro. Iker ha optado por una bicicleta rígida y veloz.