Liga Iberdrola

Sigue el maleficio en Tenerife

Sigue el maleficio en Tenerife

Dura derrota del Athletic frente a un Granadilla Tenerife Egatesa que llegó a vencer por una diferencia de tres goles

MARTA GONZÁLEZ

El Athletic Club vio cortada, en el recinto de La Palmera, su racha de cinco jornadas sin conocer la derrota. El cuadro de Joseba Agirre sufrió un duro tropiezo frente a un Granadilla Tenerife Egatesa, que llegó a disfrutar de una diferencia de tres goles, merced a un doblete de Ana González, el primero de ellos a poco de inaugurarse la contienda, y de María José. El tanto de Nekane fue insuficiente para que las bilbaínas pudieran llegar a soñar con la remontada.

Tras el tanteo inicial entre dos escuadras que trataron de imponer su juego sobre el verde sintético de La Palmera, el Granadilla consiguió tomar el mando del partido al adelantarse en el marcador, a través de Ana González, quien aprovechó un error de la zaga bilbaína, con un mal pase de Vanesa Gimbert sobre su portera Andere Leguina, para robar el esférico y enviarlo al fondo de las mallas, tras deshacerse con un buen regate de la cancerbera vasca.

3 Granadilla

Granadila Egatesa: Aline Reis; Eva Llamas, Cindy García, Joyce Borini, María José (Ange Koko, 75'), Raissa Feudjio (Silvia Doblado, 63'), Ana González (Martín-Prieto, 70'), Patri Gavira, Pisco, Aleksandra y Paola Hernández (Natalia Ramos, 75').

1 Athletic

Athletic: Andere Leguina; Andrea Sierra (Ainhoa Álvarez, 63'), Moraza (Cirauqui, 86'), Garazi (Marta Perea, 63'), Damaris, Nekane, Jone Ibáñez (Ane Azkona, 81'), Eunate, Lucía García, Erika Vázquez y Vanesa Gimbert.

Goles
1-0: (10') Ana González. 2-0: (47') Ana González. 3-0: (60') María José. 3-1: (69') Nekane.
Árbitro
María José Villegas (Comité andaluz). Amonestó por los locales a Joyce Borini, Martín-Prieto,; y por los visitantes a Erika Vázquez, Vanesa Gimbert, Lucía García.
Incidencias
La Palmera. Césped artificial en buenas condiciones. Mañana calurosa. Ante unos 600 espectadores

Al Athletic le costaba superar la intensidad y el buen posicionamiento táctico impuesto por la escuadra dirigida por Pier Cherubino, quien presenció el partido desde la gradas al ser expulsado en el pasado encuentro ante el Levante. Al filo del cuarto de hora, el Granadilla pudo ampliar las diferencias con una jugada en la que Aleksandra cedió para que María José ejecutara un disparo con la pierna izquierda, que se encontró con la excelente intervención de Leguina para desviar el esférico a saque de esquina.

Con el transcurrir de la primera mitad, el intenso ritmo de los instantes iniciales fue decayendo, siendo el cuadro granadillero el que disfrutó de más acercamientos mientras que las de Joseba Agirre sufrían para contrarrestar las continuas aproximaciones de las blanquiazules sobre el marco de Leguina. Además, a las jugadoras vascas les costaba realizar buenas transiciones de defensa a ataque con las que poner en riesgo a una ausente Aline Reis.

Rebasada la media hora, el fuerte calor comenzó a hacer mella sobre las jugadoras, lo que derivó en partido más nivelado, desarrollándose la mayor parte del juego en inmediaciones del centro del campo. El Granadilla continuó insistiendo en busca de su segundo gol, y la que probó fortuna fue la brasileña Joyce Borini, pero su disparo se fue demasiado alto. Un inoperante Athletic en ataque hizo que la portera blanquiazul Aline Reis fuera una espectadora más durante la primera mitad. El encuentro llegó al descanso con la mínima diferencia favorable a la escuadra del ex futbolista del CD Tenerife, Pier Cherubino.

Tras la reanudación, el Athletic Club saltó al terreno de juego con la premisa de adelantar líneas e intensificar los esfuerzos, en busca de la igualada. Sin embargo, las vascas se encontraron con un nuevo mazazo, con el segundo gol de las blanquiazules. Patri Gavira lanzó un libre directo, que lo envió, con muchos apuros, la portera Andere Leguina al poste, paseándose el esférico por el área de meta para que la atacante charquera lo empujara a la red, después de que su compañera María José no pudiera hacerlo en primera instancia.

Al travesaño

A pesar del segundo gol en contra, el equipo de Joseba Agirre no se amedrentó y gozó de su primera gran ocasión del partido, con un disparo de Nekane, tras jugada personal, que se estrelló en el travesaño. A continuación, el Granadilla se gustó con una bonita acción combinada, que terminó con un disparo de la futbolista de Añaza, María José Pérez, que se fue fuera. La referencia ofensiva de las granadilleras había avisado de sus intenciones y en el minuto 60 estableció el 3-0, al cabecear a la red un centro de su compañera Joyce Borini.

Las sustituciones realizadas por Joseba Agirre, con la entrada a escena de Marta Perea y Ainhoa Álvarez, dieron un nuevo aire al Athletic Club, que buscó un rápido tanto con el que mantener vivas sus esperanzas en el partido. La primera en intentarlo fue Nekane, con un disparo, sin problemas para la meta local Aline Reis. En el minuto 69, la propia atacante vasca se sirvió de un centro desde la banda derecha para cabecear el esférico y superar a la portera brasileña.

Con su primer tanto, el equipo bilbaíno se vino arriba con el propósito de meterse de lleno en la pugna por el partido, y Jone Ibáñez lanzó un disparo, desde fuera del área, que se marchó fuera por poco. A continuación, el Granadilla respondió con un remate al palo de Natalia Ramos, pero la colegiada había invalidado la acción por fuera de juego de la futbolista tinerfeña.

El Athletic nunca se dio por vencido y en la recta final trató de marcar un segundo tanto con el que llevar el temor a las gradas de La Palmera. Sin embargo, las pupilas de Pier Cherubino se mostraron muy solventes para manejar los tiempos del juego y apuntarse una nueva victoria con la que acercarse a la cuarta plaza, que ocupan precisamente las bilbaínas. Ahora toca olvidar la derrota en Tenerife, donde las rojiblancas nunca han ganado, y pensar ya en el próximo partido contra el Espanyol.