Fútbol

Un duelo exigente en Lezama antes de viajar a Tenerife

Un duelo exigente en Lezama antes de viajar a Tenerife
JUAN MARIN

El Athletic recibe a un Logroño en una situación delicada con el objetivo de ganar para recuperar la confianza antes de visitar al Granadilla

Beatriz Garnández
BEATRIZ GARNÁNDEZ

Tras el parón de dos semanas por la Copa Algarve que disputó la Selección Española, el Athletic vuelve a competir esta semana y lo hará por partida doble. Hoy recibirá al Logroño en Lezama y el sábado viajará a Tenerife para enfrentarse el domingo al Granadilla, un rival que siempre ha puesto las cosas difíciles a todos los rivales que se han desplazado hasta su estadio.

Para el encuentro de hoy ante las riojanas, Agirre tiene dos bajas en su plantilla -Yulema y Cirauqui-, además de la de Maite Oroz, que se perderá la temporada. «Yulema va mejorando pero a un ritmo muy tranquilo. Está más animada pero todavía no está como para ser convocada. María también sale de la convocatoria por unas molestias y preferimos que entrene mañana y coja fondo físico y Oroz es baja ya para lo que queda de temporada», explicó el técnico en la rueda de prensa previa al partido.

Después de dos semanas sin jugar, las rojiblancas tendrán que salir enchufadas para no salirse de la pugna por la cuarta plaza. «No estamos acostumbradas a jugar dos partidos en una semana. Este año sí hemos hecho más de una semana a cuenta de la copa y ponemos los medios para que nos cueste lo menos posible. Bajaremos el ritmo de entrenamientos después del partido del miércoles para llegar lo mejor posible al partido del domingo», reconoció Agirre.

En el partido de ida disputado en Las Gaunas, el Athletic se llevó la victoria por 1-3 y espera volver a ganar en su estadio ante un rival que está en una situación delicada, decimocuarto con 17 puntos empatado a con Madrid y Málaga, el farolillo rojo de la competición. «Tenemos que correr y trabajar lo mismo que el Logroño si queremos ganar, sino nos va a costar muchísimo sacar el partido. Están ahí un puñado de equipos que lucha por no descender y quedan 8 partidos. No van a dejar pasar la oportunidad de intentar darnos un susto. Además tienen entrenador nuevo y las jugadoras querrán demostrar las opciones que tienen de jugar», avanzó.

El conjunto riojano empató con el Málaga y perdió con el Sevilla, dos rivales directos, lo que llevaron a la destitución de su anterior técnico, Héctor Blanco, y el nombramiento de Chechu Martínez, que se estrenará hoy en Lezama.

Apretar arriba

El cuadro vizcaíno afronta el último tramo de la temporada con el objetivo de «quedar lo más arriba posible» y afianzarse en la cuarta posición para poder apretar al Levante, que ocupa la tercera plaza con 48 puntos, tras vencer al Granadilla ayer, frente a los 37 de las rojiblancas. «Nuestro objetivo va a ser quedar lo más arriba posible, al Atlético de Madrid y el Barcelona son imposibles. Con el Levante tenemos opciones, tiene que venir aquí, pero eso pasa por ganar, no queda otra. Lo que tenemos que hacer es cada partido como si fuera una final. Quedan 8 finales, que no es nada después de todo el año. Pensar que cada partido es el último e intentar sacar el máximo de puntos posibles», explicó.

La primera de esas finales será hoy ante el Logroño en Lezama (18.00 horas), donde el Athletic buscará hacer valer la importancia de jugar en casa para sumar tres puntos y apretar al Levante antes de viajar a Tenerife, un campo complicado y de hierba artificial. Para el encuentro ante el cuadro riojano la entrada será gratuita pero se deberán recoger las invitaciones en las taquillas una hora antes de inicio del partido.