Halterofilia

Garoa Martínez, la segunda más fuerte de España

La haltera federada en Álava tras su participación en el Campeonato de España. /F. A. H.
La haltera federada en Álava tras su participación en el Campeonato de España. / F. A. H.

La vizcaína afincada en Vitoria se cuelga la medalla de plata en el campeonato nacional absoluto, mejorando el bronce del pasado año

Laura González
LAURA GONZÁLEZ

Apenas lleva solo dos años levantando peso con una barra, pero ya es toda una experta. Garoa Martínez descubrió con el crossfit la halterofilia, deporte para el que, a tenor de los resultados, parecía estar predestinada. Y es que si en 2018 logró colgarse la medalla de bronce en el campeonato de España absoluto al que acudía por primera vez, este año ha subido un peldaño más, logrando la plata en su categoría, la de hasta 64 kg. de peso corporal.

Una cita que se celebró el pasado fin de semana en el pabellón municipal Miguel Guillén de Madrid, al que la vizcaína afincada en Vitoria y federada en Álava acudió como representante femenina del Indarra Vital, club que también fue con Álvaro Jiménez e Iñigo da Silva. Todos ellos se midieron a los más destacados levantadores de todo el país.

Garoa tuvo que hacer frente a una «laboriosa competición», como así señalan desde la Federación Alavesa de Halterofilia. «Tuvieron que disputar hasta el último movimiento para saber cómo quedaba el reparto de las medallas. Al final las que fueron capaces de aguantar la presión se alzaron en lo más alto del cajón». Martínez finalizó tocando casi el peldaño más alto, en su segundo campeonato nacional absoluto, metiéndose de lleno en la lucha por las medallas.

En la modalidad de dos tiempos levantó 102 kilos y se quedó a tan solo uno del oro, en una «bonita lucha» con otras dos deportistas de la selección nacional y que representan a España en los campeonatos mundiales, quienes se preparan a conciencia para estas citas y sobre todo para las internacionales en centros de alto rendimiento, como la Residencia Blume. La del club Indarra a sus 21 años compatibiliza los entrenamientos con su formación académica, cursando actualmente la carrera de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte. Además, trabaja en un gimnasio para poder aminorar los gastos que acarrean sus estudios.

Mejoras de plusmarcas

Una actuación que le permitió a Garoa Martínez mejorar su plusmarca. Lo mismo logró Álvaro Jiménez, que terminó octavo en su categoría (81 kilos) tras hacer una destacada competición, siendo a sus 17 años el levantador más joven de la cita, en su debut en el nacional absoluto. Una temporada en la que fue subcampeón junior. Por su parte Iñigo da Silva se tuvo que conformar con una discreta participación por falta de entrenamiento debido a los exámenes de la Universidad.