Hockey patines

El Asturhockey consigue la segunda plaza de ascenso a la OK Liga Femenina

Dos jugadoras luchan por la pelota en uno de los duelos./AINHOA GORRIZ
Dos jugadoras luchan por la pelota en uno de los duelos. / AINHOA GORRIZ

El torneo de hockey sobre patines deja sin opciones de subir al equipo vitoriano del Aurrera, que pese a todo ofreció un buen nivel

MIREN PÉREZ

La fase de ascenso a la OK Liga Femenina de hockey sobre patines acogió ayer en Ariznabarra los dos últimos partidos y los equipos afortunados en conseguir al final el ascenso fueron el Cuencas Mineras y el Asturhockey. Los últimos resultados dieron nueve puntos a los dos conjuntos de Asturias, siete al Diver Patín de Berenguela y cuatro puntos al Compostela. El Aurrera, a pesar de jugar a un buen nivel, no tuvo oportunidad de sumar ninguno a lo largo de todo el play off.

La plantilla asturiana ya casi podía saborear el acceso al puesto de ascenso, pero un cambio repentino en el partido contra el Berenguela provocó que los mejores pronósticos se tambaleasen. El Asturhockey perdía contra el Diver Patín 1-3 con un resultado inesperado, que le llevó a posponer las opciones de subir a la OK Liga.

El primer partido de la jornada de ayer estuvo muy disputado y fue decisivo para conocer al ganador. El equipo asturiano partía con seis puntos, dos más que el Compostela y el Diver Patín de Berenguela. La segunda plaza aún estaba en juego y un fallo en los encuentros que quedaban por jugar podía cambiarlo todo.

El Asturhockey tenía que ganar al Compostela sí o sí. Y así lo hizo. El encuentro fue emocionante y finalizó con un 2-7 a favor del conjunto del Principado. El resultado les llevó directos a la consecución de la segunda plaza.

Mientras, en el segundo encuentro, el Diver Patín vencía al Aurrera por 6-1. La vitoriana Nahia López de Murga, que además fue la máxima goleadora durante la fase de ascenso, consiguió marcar el único gol del partido. Su hermana Deiene no tuvo tan buena suerte en este último duelo. Un pelotazo en la ceja le provocó una profunda herida y tuvo que recibir cuatro puntos de sutura.

Orgullo rojillo

Aunque no haya tenido suerte, el Aurrera demostró ser un equipo fuerte durante la fase de ascenso y debe sentirse orgulloso de ser el ganador de la Liga Norte. El club alavés, que aún está en crecimiento, tendrá que esperar a la próxima temporada para volver a intentarlo.

La plantilla rojilla está muy contenta de haber podido organizar este encuentro en Vitoria. Aunque no hayan podido ascender, se han cumplido sus objetivos. Les ha ayudado a dar voz y reconocimiento al hockey sobre patines en la zona norte del país. Por ello, desde la organización agradecen el buen ambiente vivido y la asistencia del público durante estos días.

Temas

Hockey